Luksic comprometió apoyo a dos de las seleccionadas juveniles de kickboxing que necesitaban recursos para ir al Mundial

Martina Poblete y Martina Sanhueza obtuvieron la clasificación a la cita planetaria en el ring, pero para representar a Chile todo lo deben costear sus familias. Su historia se dio a conocer este jueves en Emol.

10 de Mayo de 2018 | 17:21 | Por Ignacio Guerra Erazo

Martina recibió una gran noticia este jueves.

Archivo personal
SANTIAGO.- Martina Poblete (15) y su familia recibieron una "espectacular" noticia, como ellas mismas definen, este jueves tras el reportaje publicado por Emol, en el que se contaba que la joven y otros 12 compañeros necesitaban recursos para ir al Mundial Juvenil de Kickboxing que se desarrollará en Italia en septiembre próximo.

Andrónico Luksic conoció su caso a través de este medio y se comprometió a apoyarla. Pese a que todavía no se conocen mayores detalles de la ayuda, la madre de la peleadora, Andrea Puga, ya fue contactada por asesores del empresario.

"Es muy lindo para ser verdad. No lo creo aún. Estoy muy feliz por la Marti", manifesta Puga.

Y no es lo único, porque más tarde el empresario decidió también ayudar a Martina Sanhueza, una de las mayores promesas de este deporte.



La peleadora de Dreams Kenpo es mencionada como el gran futuro de esta disciplina en el país. En el Sudamericano de Chile 2015 ganó dos medallas de oro y una de plata. Lo mismo consiguió en un torneo de Cancún.

Ahora, el de Poblete y Sanhueza son sólo dos de los trece casos de los niños que clasificaron al certamen global de kickboxing, y que se encuentran en una carrera contrarreloj para juntar los recursos y así poder participar.

De hecho, ya hay tres que se bajaron de forma definitiva por falta de dinero. Y si bien el campeonato arranca en septiembre, se necesita tener un piso importante antes del 30 de mayo.

Según cuenta Paola Garrido, presidenta de la federación de esta especialidad en Chile (WAKO), se requieren aproximadamente dos millones de pesos por niño para costear el viaje. Pero el organismo que dirige no tiene recursos para financiarlos.

Para conseguir la meta, los deportistas han tenido que hacer de todo. Literalmente de todo. Bingos, rifas, venta de papas fritas, completadas, etcétera. Cualquier fórmula sirve. Arreglárselas por sí mismos ya se ha vuelto parte de su esencia. "Los chicos hasta han recogido cartones en la feria para vender y así poder ir a competir", detalla Garrido.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores