Ruchir Sharma y la economía chilena: "La mejor manera de atacar la desigualdad es hacer crecer la torta"

El experto en mercados emergentes de Morgan Stanley y que predijo el fin del superciclo de los commodities advirtió que "la alta dependencia de las materias primas de Chile ha hecho vulnerable su expansión".

29 de Septiembre de 2015 | 05:00 | Por Marcela Flores, Emol

Ruchir Sharma.

El Mercurio (archivo)

SANTIAGO.- Aunque el mercado se mueva expectante a lo que ocurra con la tasa de interés de Estados Unidos, es el débil crecimiento de China el que mantiene la tensión en el mundo.

Sí, aún crece a tasas que cualquier país ya lo quisiera y sus autoridades se esmeran en asegurar que la baja producción industrial y la caída de sus bolsas son temas controlados. Aún así, el panorama no es mejor a lo que ya existe y los países dependientes de los commodities, como Chile, ya lo resienten.

¿Cuál es la receta, entonces, para enfrentar este escenario? "Invertir más en innovación y desarrollo", respondió a Emol Ruchir Sharma, jefe de Mercados Emergentes y Macro Global de Morgan Stanley Investment Management.

El analista, que predijo el fin del boom de las materias primas, explicó que los países "tienen que elaborar estrategias que se ajusten al entorno difícil" y que deben acostumbrase a un ritmo de crecimiento económico mundial más lento.

Sharma reiteró que la alta dependencia de las materias primas de Chile ha hecho más vulnerable su expansión y que si invierte más en I+D "le ayudará a crear un modelo de crecimiento robusto", más aún considerando que es uno de los países con ingresos medios que menos gasto del PIB tiene en esta área.

Explicó que Chile "tiene que centrarse en la fabricación de productos más vanguardista y en el desarrollo de un buen sector de servicios". Puso de ejemplo a mercados emergentes de altos ingresos, como Corea y Taiwán que son conocidos por su tecnología: "Eso es lo que les ha ayudado a seguir creciendo incluso desde un nivel de ingreso per cápita alto", apuntó.

Efecto político


Priorizar el crecimiento económico o reformar las estructuras que permitan disminuir la desigualdad social ha sido el gran debate que ha confrontado al Gobierno y a los empresarios chilenos en el último año.

Ante esto, Sharma afirmó que "es muy cierto que la desigualdad puede socavar el crecimiento económico, pero la mejor manera de atacar la desigualdad es encontrar maneras de hacer crecer la torta y compartir más equitativamente en lugar de centrarse en la redistribución".

Y sostuvo: "Las empresas en Chile no están invirtiendo tanto por el miedo a lo que el Gobierno está haciendo. Se tiene que crear un ambiente más propicio para la inversión de las empresas, sobre todo cuando ya están sufriendo la desaceleración económica mundial".

Además, criticó que "Chile ha estado muy centrado en la estabilidad financiera", ya que "por sí sola no puede ofrecer un mayor crecimiento económico".

La nueva China


Considerando que los ciclos de recesiones económicas ocurren cada siete u ochos años, y que China desplazó a Estados Unidos como el motor del crecimiento mundial, es que Sharma proyectó que el gigante asiático es el que arrastrará al planeta a un nuevo estancamiento en los próximos dos años.

La acumulación de deuda para sostener al alta tasa de crecimiento y el evejecimiento de la población en edad de trabajar son los principales factores para esta tesis. El analista afirma que China "tiene que abandonar la meta de crecimiento estricta" y estima que su tasa potencial de expansión es entre un 4% y 5%.

"La economía de Estados Unidos se ha enfrentado a una docena de recesiones durante el siglo pasado y sin embargo sigue siendo la economía más dominante del mundo. Las recesiones son, a veces, una baja natural de períodos de alto crecimiento y necesario para limpiar el balance general de un país", concluye el experto.

Ambos factores son problemas que se replican a nivel mundial, por lo que más que tratar de entender una nueva recesión mundial, Sharma afirma que hay que entender el "nuevo entorno" de crecimiento más lento.

La tasa de crecimiento promedio de la población en edad de trabajar se ha reducido desde un 2% de la posguerra al 1%. "Menos trabajadores adicionales significa menos crecimiento potencial", define y estima que la tasa de crecimiento potencial del mundo bajó de 3,5% a 2,5%: "Eso significa que cada gobierno tiene que moderar sus expectativas", recalcó.

A esto se suma que muchas naciones emergentes se enfrentan a problemas en este momento por los préstamos que pidieron durante la última crisis para tratar de mantener las altas tasas de crecimiento. "Ahora, muy pocos están en condiciones de utilizar las herramientas fiscales o monetarias para estimular el crecimiento", apuntó.

Mercados emergentes para invertir, según Ruchir Sharma.


India y Blangladesh: "La población en edad de trabajar aún tiene un crecimiento fuerte".

Filipinas: "El liderazgo se basa en las reformas económicas y el control del presupuesto".

Vietnam: "Está revirtiendo la desaceleración del crecimiento del comercio mundial y ha ampliado su participación en las exportaciones mundiales".

Egipto y Pakistán: "Han resistido a la tentación de acumular deudas y están en condiciones de impulsar el crecimiento a través de nuevos flujos de crédito".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones
Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...