A Chile se le mueve el piso

Calma. Es sólo que, a falta de disponibilidad de habitaciones en un hotel de categoría, la selección llegó a Sydney y literalmente ancló en un crucero de lujo.

28 de Septiembre de 2000 | 09:30 | DPA
SYDNEY.- Disipados los rumores sobre el supuesto dopaje de algunos jugadores de Caamerún, la selección chilena de fútbol preparó su partido por el bronce de los Juegos Olímpicos de Sydney recluyéndose en un crucero de lujo y sin entrenar.

Chile enfrentará este viernes a Estados Unidos buscando una de sus últimas posibilidades de medalla en Sydney.

Los jugadores llegaron este miércoles desde Melbourne a Sydney para alojarse en el MV Reef Endeavour, un crucero de la flota "Captain Cook" anclado junto al emblemático "Harbour Bridge" de la ciudad olímpica.

Cada habitación tiene dos camas, un closet y un baño privado, en unos 16 metros cuadrados. Treinta y ocho tripulantes atienden a los pasajeros, que tras dejar la Bahía de Sydney enfilarán rumbo a la Gran Barrera de Coral.

Los jugadores chilenos confiesan saber poco de sus rivales. La preparación para el encuentro no incluyó entrenamiento, sólo descanso y un video de la victoria española ante los estadounidenses.

Chile no tiene lesionados de consideración para enfrentar el partido. El único afectado de este jueves es el delantero Sebastián González, algo mareado por el vaivén del lujoso hotel acuático.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores