Barcelona se acerca al Valencia

Los catalanes fueron los únicos aspirantes al título que ganaron los tres puntos, tras las derrotas del Real Madrid, Valencia y Deportivo. El Alavés sigue sorprendiendo y escaló a la segunda plaza tras golear al Oviedo (4-0).

05 de Noviembre de 2000 | 19:30 | EFE
MADRID.- Todo le salió a pedir de boca al Barcelona en la novena jornada del fútbol español, ya que a su triunfo en Las Palmas (0-1) con un prodigioso gol de Rivaldo se unió el regalo de las derrotas de los otros aspirantes al título, es decir Real Madrid, Valencia y Deportivo.

Pese a caer en el campo del Espanyol (1-0), el Valencia sigue líder por cuarta jornada consecutiva y tiene como escolta a dos puntos al brillante Alavés, que hoy se hizo merecedor de la segunda plaza después de vapulear al Oviedo con un contundente 4-0.

El aguerrido equipo vitoriano, dispuesto a demostrar que su histórica clasificación para la UEFA la anterior campaña no fue una casualidad, necesitaba hoy una victoria por al menos cuatro tantos para superar en la tabla por diferencia de goles al Deportivo, con el que está igualado a 17 puntos, y a fe que lo consiguió.

Javi Moreno, con un penal que le sitúa con siete dianas como máximo artillero, Delfí Geli, el yugoslavo Martinovic en propia puerta y Jordi Cruyff, en el minuto final, marcaron los goles del Alavés ante un débil Oviedo, que sigue sin anotar fuera de casa.

El Valencia está gafado cuando visita al Espanyol, en cuyo feudo nunca ha ganado. Un gol de Serrano en el minuto 81 castigó la falta de ambición ofensiva del líder.

Cuando se lesionó en el minuto 37 Djalminha, que había adelantado a su equipo con un gran gol a los once minutos, se acabó el Deportivo. Al tiempo surgió en Villarreal la figura de Víctor.

El menudo delantero madrileño revolucionó el partido con dos goles y el pase del tercero a Moisés, ya en el descuento, que deshacía el empate a dos goles, tras el segundo tanto deportivista anotado por el uruguayo Walter Pandiani (3-2).

La estrella en Soria fue el rumano Rosu, autor de los tres goles que le dieron un histórico triunfo al Numancia sobre un patético Real Madrid (3-1), a cinco puntos de la cabeza.

Las graves lagunas defensivas colaboraron decisivamente en la debacle del equipo madrileño, barrido del terreno y con la única aportación en ataque de Raúl, que sale de su sequía goleadora precisamente ante el único club de Primera al que no le había marcado todavía.

Una bicicleta de ensueño de Rivaldo rubricada con gol y las felices intervenciones del portero Arnau fueron las claves de la victoria a domicilio del Barcelona en Las Palmas (0-1). Los tres puntos disparan al equipo de Serra Ferrer hasta la cuarta posición, a tres puntos del Valencia.

También 16 puntos suma el Celta, que resolvió sin alardes su compromiso con el Málaga, merced a un tanto en posición dudosa del ruso Mostovoi. El esperado duelo de goleadores entre el panameño Dely Valdés y el hispano-brasileño Catanha quedó en nada. La curiosidad del partido fue que lo dirigió el colegiado de Segunda B Rodríguez Costa por lesión en el calentamiento del árbitro Losantos Omar.

Un ciclón es lo que mejor define la trayectoria actual del Mallorca. Después de merendarse en las jornadas precedentes al Barcelona y al Real Madrid, hoy se impuso a domicilio a la hundida Real Sociedad (0-1), que aún no sabe lo que es ganar en Anoeta, con un gol en el minuto 91 de Nadal. El equipo de Luis Aragonés suma ya cinco jornadas consecutivas sin perder.

Respiro para el Zaragoza, penúltimo la pasada semana y que gracias a su victoria por 2-0 sobre el Racing, con tantos del argentino Montenegro y el brasileño Jameli, se aleja de los puestos de descenso, donde se reincorpora el equipo cántabro.

El Valladolid, rey del empate con seis igualadas en nueve partidos, no pudo firmar unas nuevas tablas en su visita al Rayo Vallecano porque lo impidió a cinco minutos del final el bosnio Bolic (2-1).

El Rayo, instalado en la elite de la clasificación con 15 puntos, se puso por delante por medio de Setvalls al borde del descanso. Luego se durmió y lo aprovechó el argentino Heinze para nivelar la contienda. El nervio de los vallecanos en el tramo final les dio los tres puntos.

Osasuna sigue colista aunque hoy arañó un punto ante el Athletic (1-1), que sigue sin levantar cabeza. Un penalti transformado por Larrazabal adelantó a los leones, pero espoleados por sus seguidores los jugadores rojillos reaccionaron y nivelaron la contienda con tanto del argentino Armentano.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores