De la cárcel a las aulas

Los nueve futbolistas uruguayos de Peñarol y Nacional deberán enseñar fútbol a jóvenes estudiantes durante 40 días a cambio de la libertad que les fue concedida ayer por el juez que ve la causa por riña.

06 de Diciembre de 2000 | 12:43 | EFE
MONTEVIDEO.- Los nueve jugadores del Peñarol y Nacional liberados ayer tras diez días de prisión por participar en una pelea deberán enseñar fútbol a jóvenes estudiantes durante 40 días a cambio de su libertad, según dispuso el juez del caso.

El fallo del juez Pablo Eguren, publicado parcialmente hoy por la prensa, señala que el técnico del Peñarol, Julio Ribas, y los futbolistas del mismo equipo Federico Elduayen, José Enrique De los Santos, Marcelo De Souza, Martín García, Darío Rodríguez y Fabián Césaro, y los jugadores del Nacional Marco Vanzini, Richard Morales y Mario Regueiro deberán realizar 20 horas semanales de trabajo comunitario entre el 20 de diciembre y el 31 de enero de 2001.

El magistrado señaló que esa medida servirá para "reparar el daño que hicieron a la sociedad".

El juez Eguren era uno de los 60.000 espectadores presentes en el estadio Centenario de Montevideo, el pasado 26 de noviembre, cuando la mayoría de los futbolistas de los dos equipos "grandes" del fútbol uruguayo se agarraron a golpes al finalizar el partido con el empate a un gol.

Los nueve jugadores de ambos equipos y el técnico de Peñarol, que tuvieron la mayor participación en los incidentes, fueron procesados y encarcelados acusados de "riña" y "conmoción social".

A cambio de la libertad anticipada el juez dispuso que los futbolistas y el director técnico deberán enseñar fútbol y ejercicios físicos a jóvenes estudiantes en seis plazas de deporte del Ministerio de Deporte y Juventud durante cuarenta días.

Por disposición del juez, el ministro de Deporte, Jaime Trobo, y el presidente del Consejo de Educación Secundaria, Jorge Carbonell, serán los encargados de coordinar las fechas y horarios de los trabajos comunitarios y deberán informar posteriormente al magistrado sobre el cumplimiento de lo dispuesto.

La futura presencia de los futbolistas en las plazas de deporte, ubicadas en zonas populosas de Montevideo, y coincidiendo con las vacaciones de verano, "seguramente generará gran expectación y la participación de cientos de jóvenes, algo que resulta muy bueno para incentivar a la práctica del deporte", destacaron fuentes del Ministerio de Deporte.

Los futbolistas liberados, y otros cuatro del Peñarol e igual número del Nacional que fueron sancionados por el Tribunal de Penas de la Asociación Uruguaya de Fútbol por su participación en los violentos hechos, se perderán las finales de la Liga 2000 que jugarán desde mañana los dos equipos más populares del balompié uruguayo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores