Romario anotó otra vez

El delantero le dio el empate a Vasco da Gama ante Sao Caetano en el primer partido para definir al campeón del fútbol brasileño.

28 de Diciembre de 2000 | 10:31 | DPA
SAO PAULO.- Terminó en empate el primer duelo entre David y Goliat: el poderoso Vasco da Gama carioca igualó a un tanto el primer partido de la final del campeonato brasileño de fútbol, en el que enfrentó al equipo sorpresa del torneo, el modesto Sao Caetano, que en pocas semanas salió del anonimato de la segunda división a la fama internacional.

Definido por la prensa local como una versión futbolística de la lucha de clases -a raíz de la gigantesca diferencia de salarios entre los jugadores de ambos equipos-, el partido jugado anoche en el estadio Parque Antárctica, de Sao Paulo, confirmó que el Sao Caetano es un adversario temible.

En un fulminante ataque, el equipo de la región industrial de Sao Paulo inauguró el marcador a los once minutos, con un golazo del lateral César, quien según rumores que circulaban en Brasil, estaría ya en la mira del Real Madrid español.

Tres minutos más tarde, el portero Helton evitó milagrosamente el segundo gol del Sao Caetano, al atajar un disparo del delantero Adhemar, quien es el líder de la tabla de goleadores del campeonato, superando al astro del Vasco, Romario.

Cuando parecía que el Vasco sería la próxima víctima del sorprendente equipo paulista, el mediocampista Juninho Paulista y el delantero Romario empezaron a cambiar la historia del partido.

El conjunto carioca recuperó la presión ofensiva, acorraló al adversario en la defensa, pasó a crear buenas oportunidades de gol y llegó al empate a los 27 minutos, en una jugada de ataque rematada con un disparo certero del astro Romario, quien marcó su decimonoveno gol en la Copa Joao Havelange y se acercó algo más a la marca de Adhemar.

El tanto pareció desorientar al equipo-sorpresa del fútbol brasileño, pero a los 36 minutos Adhemar volvió a llevar peligro al arco del Vasco, con un disparo de larga distancia que se estrelló contra el travesaño.

Adhemar volvió a amenazar el arco del Vasco en el minuto 57, al ejecutar un tiro libre que Helton logró atajar con dificultad.

El resultado dejó al Vasco da Gama con ligera ventaja hacia el partido de vuelta, que se jugará en Río de Janeiro el sábado. Para los cariocas, un empate sin tantos o un triunfo por mínima diferencia alcanzan para conquistar el título de la Copa Joao Havelange.

A su vez, para lograr la hazaña de saltar directamente de la segunda división a la condición de campeón nacional, el Sao Caetano necesita vencer o, por lo menos, lograr un empate a dos tantos.

Si el partido del sábado termina igualado a uno, el título del último campeonato brasileño del siglo XX será decidido en una disputa de tiros penales.

Bajo las órdenes del árbitro Carlos Eugenio Simon, los equipos alinearon:

SAO CAETANO: Silvio Luis; Japinha, Daniel, Serginho, César; Claudecir, Adaozinho, Esquerdinha, Aílton; Adhemar y Wagner. DT: Jair Picerni.

VASCO DA GAMA: Helton; Clebson, Odvan, Junior Baiano, Jorginho Paulista; Nasa, Jorginho (Henrique), Paulo Miranda, Juninho Paulista; Euller (Pedrinho) y Romario. DT: Joel Santana.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores