Chile avanza a paso lento a mayor integración comercial

Aunque el gobierno del Presidente Ricardo Lagos está empeñado en aumentar la presencia del país en la economía internacional, sus intenciones de estrechar vínculos con el Mercosur, la Unión Europea y Estados Unidos no tendrían frutos en el corto plazo.

11 de Septiembre de 2000 | 17:49 | REUTERS
SANTIAGO.- El gobierno del Presidente Ricardo Lagos está empeñado en aumentar la presencia de Chile en la economía internacional. Pero sus intenciones de estrechar vínculos con el Mercosur, la Unión Europea y Estados Unidos, no tendrían frutos en el corto plazo.

"En Chile ahora, como nunca en su historia, hay un alto grado de consenso para entender que el desarrollo futuro está en la capacidad que tengamos de seguir insertándonos en un mundo global", dijo a Reuters el director de Relaciones Económicas Internacionales, Osvaldo Rosales.

"Pero el ampliar o suscribir nuevos acuerdos comerciales pasa necesariamente por una negociación cuidadosa y ordenada", añadió.

Chile es miembro asociado al Mercosur, que integran Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay. La integración plena tiene una piedra de tope que supera las buenas intenciones del gobierno: una abismante diferencia arancelaria que se incrementará año tras año hasta el 2003.

"El compromiso de mi gobierno es continuar con la disminución de aranceles desde el 9,0 por ciento actual hasta un 6,0 por ciento. Seguiremos buscando rebajas arancelarias en otros países", ha dicho Lagos, aludiendo a la brecha con el Mercosur, que mantiene un arancel externo promedio de 14 por ciento.

Rosales reconoció que es difícil lograr un acercamiento con Mercosur, un mercado de 210 millones de habitantes al que Chile exportó casi 950 millones de dólares entre enero y julio de este año. "Parece razonable esperar que este proceso tome un lapso no menor a 8 años", dijo.

Pero el gobierno, que asumió en marzo, no ha puesto todos sus esfuerzos en la alianza regional.

Con más celeridad, Chile avanza en una negociación para un acuerdo de libre comercio con la Unión Europea, donde las exportaciones del país sumaron 2.730 millones de dólares en los primeros siete meses del año.

"La idea nuestra es en noviembre concluir ya con un borrador de acuerdo en lo que respecta a toda la temática no arancelaria y en una próxima ronda, que sería en junio del otro año, iniciar el tratamiento de los temas arancelarios", dijo Rosales.

"Creemos estar en condiciones de poder contar con un tratado de libre comercio el año 2003. Para nosotros es una prioridad y nuestro principal mercado", añadió.

De todos los acuerdos a los que aspira Chile, un país netamente exportador, el pacto con Estados Unidos ha sido el más escurridizo.

Ambicionado por el ex Presidente Eduardo Frei, la posibilidad se escapó de las manos ante la negativa del Congreso estadounidense de otorgar a su gobierno la facultad de negociar acuerdos comerciales mediante "fast track" o vía rápida.

Las esperanzas ahora se centran en la llegada de un nuevo Presidente tras las elecciones de noviembre.

"Cuando tengamos la próxima administración en Estados Unidos, esperamos haber disipado las diferencias técnicas y estar en una posición expectante para aprovechar el nuevo escenario político", dijo Rosales.

Resto del mundo

Un aumento de tres por ciento en las exportaciones de Chile, implica anualmente cerca de un punto de crecimiento en el producto interno bruto del país, que en casi toda la década del '90 tuvo una expansión promedio de 7,0 por ciento.

Por eso, el gobierno no descarta ninguna de las variadas posibilidades de acuerdos comerciales bilaterales. El avance más reciente fue la ratificación de un tratado con Centroamérica.

"Chile está obligado a persistir en sus esfuerzos de liberalización en todos los mercados de exportación que le sean relevantes", dijo la ministra de Relaciones Exteriores, Soledad Alvear.

Actualmente, está en negociación un acuerdo de libre comercio con Corea, cuyas principales barreras se centran en el libre ingreso de productos agrícolas locales a ese país.

Con Japón se trabaja en una simulación del impacto de un acuerdo sobre ambos mercados y se espera que las negociaciones entren en tierra derecha durante el 2001, dijo Rosales.

Australia, Nueva Zelandia y Singapur, han ofrecido la incorporación de Chile a un acuerdo conjunto.

"Es una opción que estamos evaluando con seriedad, pero hay algunas dificultades con la incorporación de nuestro sector agrícola", dijo el encargado de las relaciones económicas internacionales.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores