Perú lanzó agresivo plan anti-evasión

La reforma, a través de la cual el Gobierno peruano espera incrementar la recaudación de los impuestos con el objetivo de pasar del 11 al 13% del PIB, significará identificar a los contribuyentes que se están saliendo del esquema y a los que están en la informalidad.

14 de Septiembre de 2000 | 15:02 | EL MERCURIO ONLINE
LIMA.- El ministro de Economía de Perú, Carlos Boloña, anunció este jueves una reforma sustancial del sistema tributario peruano, trazándose como meta incrementar la recaudación de los impuestos a fin de pasar del 11% al 13% del Producto Interno Bruto (PIB).

En ese marco, se espera que las recaudaciones por el impuesto general a las ventas pasen del 5% al 8% para el 2001; en el caso del impuesto a la renta, la idea es aumentar en un nivel muy superior la tasa actual, del 3%, así como incrementar lo percibido por el impuesto selectivo al consumo de 1,8% a 2%, o más.

Pese a ello, Boloña aseguró que la reforma "no significa gravar a los mismos contribuyentes de siempre, sino que serán selectivos al identificar a los que se están saliendo del esquema y a los que están en la informalidad, que no necesariamente son los pequeños empresarios".

El secretario de Estado dijo que la reforma del sistema tributario no significa aumentar el monto de los impuestos sino lograr una mejor recaudación que permita elevar los porcentajes hasta el momento recaudados.

Precisó que el gobierno mantendrá vigente hasta el 2001 el impuesto extraordinario de solidaridad que las empresas deben pagar por cada trabajador.

El ministro sostuvo que próximamente se lanzarán medidas para reorganizar la estructura de exoneraciones del impuesto selectivo al consumo y del impuesto general a las ventas y otros tributos, la ampliación de la base tributaria y el combate contra la informalidad.

Sobre la ampliación de la base tributaria, dijo que se ha identificado en algunos sectores que grandes empresas están duplicando sus gastos administrativos a la par del incremento de sus deudas.

Reveló que actualmente existen empresas que en los últimos cinco años han incrementado sus contribuciones del impuesto general a las ventas, pero por concepto de impuesto a la renta pagan lo mínimo, en años en donde no ha habido crisis.

"Por eso es necesario un reordenamiento de la parte tributaria, ver si las exoneraciones están llegando a quienes debe llegar, porque ha habido distorsiones que debemos enmendar", precisó.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores