Gobierno proyecta crecimiento del PIB en torno a 5,8%

Al dar a conocer el Estado de la Hacienda Pública, el ministro del ramo, Nicolás Eyzaguirre, agregó que las expotaciones chilenas sumarán unos US$ 18.500 millones, un 18% superior a lo verificado en 1999. En términos de volumen se espera un aumento de 7,0%, con las exportaciones no cobre creciendo en torno a un 9,0%.

04 de Octubre de 2000 | 17:18 | El Mercurio Online
VALPARAISO.- Al dar a conocer el Estado de la Hacienda Pública, el ministro del ramo, Nicolás Eyzaguirre, señaló que con la información disponible a fines de septiembre, se prevé un crecimiento del producto en torno a un 5,8% durante este año, cifra que se compara con el 5,6% estimado por el Banco Central.

Indicó que con una economía mundial expandiéndose en un 4,7% el 2000, unido a precios de exportaciones en franca recuperación y a un mayor tipo de cambio real, los envíos chilenos sumarán unos US$ 18.500 millones, un 18% superior a lo verificado en 1999. En términos de volumen se espera un aumento de 7,0%, con las exportaciones no cobre creciendo en torno a un 9,0%.

Al analizar el menor aumento de la demanda agregada, Eyzaguirre destacó el fuerte choque adverso de los precios del petróleo y sus derivados, que se suma a la exigua entrada de capitales y a la persistente alta tasa de desempleo.

Respecto del 2001, estimó un precio del cobre fluctuando en torno a los US$ 0,88 la libra, lo que redundará en una disponibilidad de divisas suficiente para un crecimiento económico en torno al 6,2%.

Resaltó que las cuentas externas se prevén en orden, con un superávit comercial sobre los US$ 1.000 millones y un déficit de cuenta corriente cercano al 2,0% del PIB, nivel considerado "perfectamente financiable con las entradas de capital esperadas".

Durante su exposición, además de analizar la situación macroeconómica en el 2000 y 2001, el ministro se refirió a la nueva combinación monetaria-fiscal-cambiaria, al cálculo del balance estructural del sector público, a los beneficios adicionales de una regla fiscal y a la profundización y regulación de los mercados, entre otras materias.

En cuanto al balance estructural, dijo que el objetivo es lograr un superávit del 1,0% del PIB, para lo cual en el proyecto de Ley de Presupuesto del 2001, se incluyó una proyección de crecimiento del PIB potencial de 5,2% y 5,7% en el 2000 y 2001, respectivamente, y del PIB efectivo de 5,8% y 6,2% para los mismos años.

"Una vez proyectados los ingresos estructurales y el cierre del año 2000, se estableció un límite al crecimiento del gasto estructural de 2,3% real respecto de la proyección 2000, compatible con el superávit estructural de 1,0% del PIB... Para el logro de la meta fiscal del 1,0% del PIB en el 2001, se calculó un crecimiento tope del gasto con impacto macroeconómico de 5,0% real y un aumento del gasto contable de 5,2% real con respecto a la Ley de Presupuesto más reajuste del 2000", informó Eyzaguirre.

Agregó que en el 2001 se espera un aumento de los ingresos totales de 4,0% real respecto del cierre del año 2000, crecimiento que estará liberado por los ingresos tributarios netos que se prevé se incrementarán en un 10,9% real. No obstante, debido a que en el 2000 se giraron recursos del Fondo de Estabilización del Cobre y a que se produjo una actualización de utilidades de Codelco, generadas en años anteriores, el total de ingresos provenientes del metal registrará una caída en el 2001.

Adicionalmente, los ingresos totales estarán afectados por una reducción de los ingresos por privatizaciones, los que anotarán una caída de 84% respecto a la proyección de ingresos del 2000.

"La meta fiscal del 2001 se logrará con un crecimiento del gasto macro de 5,0%. Este se alcanzará con un aumento de 4,7% real del gasto corriente y de poco más de 1,5% real del gasto en personal. Este esfuerzo permitirá un incremento de las transferencias corrientes de 5,3%, liderado por el aumento de 7,2% real de las subvenciones educacionales. A su vez, el proyecto de Ley de Presupuestos contempla un alza del 8,0% del gasto de capital", expuso.

Eyzaguirre añadió que las proyecciones de ingresos y del crecimiento del gasto se traducirán en un ahorro público de 3,6% del PIB en el 2001, mientras que el superávit estructural de 1,0% del PIB, en un leve déficit contable de 0,1% del PIB.

Resaltó que el Presupuesto del 2001 considera un aumento de 7,4% del gasto social y que el 70% de los recursos públicos se destinarán a educación, salud, vivienda, subsidios sociales y previsión]; mientras que el 17,4% a funciones generales, como defensa, justicia y seguridad; y el 12,6% restante a funciones económicas.

Finalmente y respecto del empleo, afirmó que se espera crear un promedio mensual de más de 26.500 puestos de trabajo adicionales, sólo a través de la mayor inversión en los ministerios de Obras Públicas y de Vivienda y Urbanismo, presupuestos que se incrementarán en un 6,8% y un 7,1% respectivamente, a lo que se deben agregar 9.500 empleos por proyectos específicos y 10.000 empleos por los programas de generación directa a cargo del ministerio del Interior y del Trabajo.

"El Presupuesto del 2001 impulsará la creación de un promedio mensual de más de 46.000 empleos estables, cifra que supera el promedio de puestos de trabajo, financiados por los programas municipales de empleo de emergencia, los que además son de carácter transitorio y peor remunerados", puntualizó.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores