Banco Central mantiene meta inflación de 4,6% para el 2000

"En este momento no tenemos ninguna razón para revisar esa proyección. Tendremos que ver lo que ocurre en los próximos meses", aseveró el presidente del instituto emisor, Carlos Massad, añadiendo que el el Banco Central analiza permanentemente la situación nacional e internacional.

13 de Octubre de 2000 | 11:33 | El Mercurio Online
SANTIAGO.- El Banco Central mantiene la meta inflacionaria de 4,6% para este año, pese a que el barril de petróleo se cotiza en estos momentos en US$ 34, señaló hoy el presidente de la entidad, Carlos Massad.

"En este momento no tenemos ninguna razón para revisar esa proyección. Tendremos que ver lo que ocurre en los próximos meses", aseveró Massad, añadiendo que el instituto emisor analiza permanentemente la situación nacional e internacional por lo que en el tercer Informe de Política Monetaria, que se dará a conocer en enero, con seguridad se introducirá una modificación de las
estimaciones del conjunto de las variables.

Al intervenir en un desayuno organizado por la Cámara de Comercio Chileno-Norteamericana (AmCham), el personero sostuvo que la inflación está estrictamente bajo control si se mira el índice subyacente, el que se mantiene dentro de lo previsto. Sin embargo, medida a través del Indice de Precios al Consumidor (IPC), ésta sobrepasará el rango de 2%-4% durante este año para volver a situarse dentro de él durante el primer semestre del 2001.

Precisó que en estos momentos el riesgo inflacionario se concentra en una eventual rápida aceleración de la demanda interna, en la consolidación del valor del crudo por sobre los US$ 30 el barril, y la persistencia de un aumento de los salarios mayor que la productividad, situación que el BC ve poco probable por el alto desempleo que existe (10,6% al trimestre móvil junio-agosto).

Destacó que el alza del petróleo no va a generar para el país un problema de balanza de pagos ni de pagos externos, aunque "nos molesta por el lado de la inflación y del crecimiento real, ya que debilita la actividad mundial y por esa vía, las exportaciones".

En este escenario, Massad dijo que la política monetaria se manejará con "bastante flexibilidad" y que en estos momentos no aparece la necesidad de modificar la actual tasa de 5,00%. No obstante, indicó que el BC no se compromete a mantener este nivel por un largo tiempo.

"Vamos a manejar la tasa de acuerdo a las circunstancias... Las tasas internas, largas y cortas, acompañaron la reducción de la tasa del 28 de agosto pasado (5,50% a 5,00%), lo que implica que el mercado le creyó al BC en el sentido que esa disminución era necesaria y se justificaba plenamente", comentó.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores