Trabajadores públicos critican a Eyzaguirre y anuncian movilizaciones

Como la peor negociación de los gobiernos de la Concertación, calificaron los dirigentes de los trabajadores del sector público el diálogo sostenido con las autoridades de Hacienda y del Trabajo, respecto al reajuste salarial que entrará a regir el 1° de diciembre próximo.

14 de Noviembre de 2000 | 11:53 | El Mercurio Online
SANTIAGO.- Como la peor negociación de los gobiernos de la Concertación, calificaron los dirigentes de los trabajadores del sector público el diálogo sostenido con las autoridades de Hacienda y del Trabajo, respecto al reajuste salarial que entrará a regir el 1° de diciembre próximo.

Tras retirarse el lunes de la mesa, el presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Arturo Martínez, criticó esta mañana la actitud arrogante del ministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre, quien "con prepotencia dio a conocer sus planteamientos y no tuvo la voluntad de escuchar a la contraparte".

"El gobierno tiene todo el derecho de ir con su proyecto al Congreso e imponer un reajuste salarial de 3,5% (3,0% por inflación futura y 0,5% de productividad) a los trabajadores del sector público. Esa imposición no significa que la vayamos a aceptar. Esperamos que el gobierno reaccione y ponga como piso para seguir negociando la inflación esperada para el 2000 (4,6%); de lo contrario, iremos al Congreso a hacer ver nuestra postura, de modo que los diputados y senadores entiendan que los trabajadores no pueden seguir pagando el costo del desempleo", dijo Martínez.

Agregó que en este proceso se perdieron las confianzas y la posibilidad de llegar a un acuerdo.

"Aquí se ha producido un distanciamiento entre el gobierno y los trabajadores fiscales por la actitud del ministro Eyzaguirre. Por muy débil que estemos, el movimiento sindical se va a parar con firmeza... Si el gobierno quiere hacer un país para los empresarios, que lo haga, pero que no tenga un doble discurso", expresó.

Por su parte, el presidente de la Confederación de Funcionarios de la Salud Muncipalizada (Confusam), Esteban Maturana, quien ha estado presente en todas las negociaciones salariales de los gobiernos de la Concertación, rechazó la condicionalidad que impuso Eyzaguirre a la entrega del bono solidario a la firma de un acuerdo entre las partes, señalando que esto constituye "un vulgar y asqueroso chantaje".

Añadió que la reunión sostenida con Eyzaguirre ha sido "la más nefasta y la más dura".

"No sé si Eyzaguirre pretende doblegar a los trabajadores del sector público... Aquí se pretende que supliquemos y sólo hemos visto soberbia y arrogancia... Estamos disponibles para seguir negociando siempre y cuando la inflación del 2000 esté presente sobre la mesa", comentó Maturana.

En tanto, el presidente de la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF), Raúl de la Puente, anunció que se realizarán protestas frente al Ministerio de Hacienda, el Congreso y en diversas regiones del país, que podrían concretarse el jueves.

"Queremos el apoyo de los parlamentarios, si no éstos no tendrán nuestro voto el próximo año", advirtió.

El petitorio de los trabajadores contempla un reajuste de 8,5% (3,9% real) por una inflación de 4,6% en el 2000, una productividad de 2,7% y un equidad de 1,2% para recuperar el poder adquisitivo perdido en los años 70- 80.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores