Sector Construcción plantea medidas reactivadoras al Gobierno

Aplicar el fondo de infraestructura (US$ 280 millones) a la ejecución de obras públicas, permitir que se deduzca de base imponible intereses de créditos hipotecarios y adelantar la entrega de subsidios habitacionales con certificados transables, son algunas de las medidas que la Cámara Chilena de la Construcción considera fundamentales si se pretende revertir la baja de la inversión en el sector.

23 de Noviembre de 2000 | 14:58 | El Mercurio Online
SANTIAGO.- Aplicar el fondo de infraestructura (US$ 280 millones) a la ejecución de obras públicas, permitir que se deduzca de base imponible intereses de créditos hipotecarios y adelantar la entrega de subsidios habitacionales con certificados transables, son algunas de las medidas que la Cámara Chilena de la Construcción (CChC) considera fundamentales si se pretende revertir la baja de la inversión en el sector, la cual fue estimada en 0,4% para el presente año respecto de 1999.

Según manifestó hoy el presidente de la entidad, Juan Ignacio Silva, "el sector requiere medidas en el plano de la inversión y del empleo (el cual hoy se sitúa en un 21,5%), pero además en el de la infraestructura incorporando, por ejemplo, el pago diferido para proyectos medianos, la aplicación de un programa de concesiones regionales que incluya proyectos de iniciativa privada y el fomento de licitaciones municipales con pagos a plazo para adelantar obras comunales".

A juicio de Silva, situaciones como la falta de mercado, la incertidumbre económica, y la burocracia y discrecionalidad de algunas autoridades han conspirado para que el sector permanezca estancado presentando las más bajas tasas de crecimiento entre los sectores productivos.

No obstante esta situación, el dirigente manifestó que "durante el 2001, el crecimiento del gasto público en construcción podría desembocar en una expansión de la inversión en el sector cercano al 5,7%".

Asimismo, Silva sostuvo que la entidad cuantifica en US$ 3.000 millones el monto que se dejó de invertir en el período 1999-2000 como consecuencia de la crisis económica que afectó al país.

Por otro lado, se mostró de acuerdo con un recorte de 10 puntos porcentuales en la carga del impuesto global complementario, el cual "podría resultar muy beneficioso en materia de ahorro, así como el que sólo haya retención tributaria a las utilidades que salen de las empresas, desgravando
las que quedan en su interior".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores