Advierten que conflicto Argentina-Brasil amenaza acuerdo con UE

"La posibilidad de comerciar con la Unión Europea es posible sólo de unión aduanera a unión aduanera. Y si no se logra una unión aduanera a nivel Mercosur, entonces las negociaciones se interrumpirán", indicó el representante brasileño ante el Mercosur, José Botafogo.

06 de Julio de 2001 | 10:37 | EFE
BUENOS AIRES.- El representante brasileño ante el Mercosur, José Botafogo Goncalves, opinó hoy que la medida argentina de reducir unilateralmente los aranceles para determinados productos es un obstáculo para las negociaciones con la Unión Europea.

"La posibilidad de comerciar con la Unión Europea es posible sólo de unión aduanera a unión aduanera. Y si no se logra una unión aduanera a nivel Mercosur, entonces las negociaciones se interrumpirán", indicó Botafogo en declaraciones a una emisora de radio de Buenos Aires.

El embajador especial de Brasil para el Mercosur habló para Radio América de las consecuencias de la decisión del ministro argentino de Economía, Domingo Cavallo, de dar preferencias arancelarias a las importaciones de productos de informática y comunicaciones fabricados fuera del Mercosur.

El Gobierno de Brasil anunció ayer, jueves, la suspensión de todos sus acuerdos comerciales con Argentina hasta que se derogue la medida, que considera perjudicial para la industria brasileña de computadoras y teléfonos celulares.

"Si uno decide tomar medidas unilaterales sin consultar a la otra parte, entonces el Mercosur no es reconstruible", dijo Botafogo, quien se lamentó de que con estas actuaciones el bloque formado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay está dando "señales al mundo" de que sus socios no se "entienden".

"Brasil no entiende por qué se crea un tratamiento discriminatorio contra Brasil y el Mercosur por parte de la Argentina", señaló.

El alto funcionario brasileño indicó que la última resolución del Ministerio argentino de Economía acerca de los aranceles a los bienes de capital extra zona "no respeta lo pautado en Asunción hace pocas semanas", durante la Cumbre de Jefes de Estado del Mercosur.

"A nosotros nos gustaría tener una explicación y una corrección de la medida" tomada por Argentina, dijo Botafogo, quien, sin embargo, abogó porque "se reanude el diálogo con Buenos Aires".

El conflicto argentino-brasileño estalló en momentos en que se celebra en Montevideo una nueva ronda de negociaciones entre Mercosur y la Unión Europea con vistas a un acuerdo de libre comercio entre ambas partes.

Los representantes de la UE presentaron ayer, jueves, una oferta de negociación arancelaria y no arancelaria para liberalizar el comercio, sin excluir los sectores sensibles, como el agrícola.

Botafogo dijo que "es muy positivo que los europeos hayan presentado una oferta", pero estimó que "será una larga negociación".

"Es una oferta técnicamente bien hecha, un trabajo serio", opinó el funcionario brasileño, quien puso de relieve que la UE "insiste en que esa negociación debe ser entre dos uniones aduaneras".

"Si a nivel Mercosur persisten las visiones diferentes de lo que debe ser el Arancel Externo Común del bloque, las negociaciones se van a parar", reiteró.

Al respecto, opinó que "Brasil y Argentina se tienen que sentar juntos a buscar soluciones a sus economías en forma combinada", porque si actúan "separadamente", pierden los dos.

Con todo, aseguró que "es un importante buscar soluciones que reactiven la economía argentina", porque destacó que "para Brasil, es un mal negocio que Argentina no crezca".

La balanza comercial bilateral argentino-brasileña cerró el 2000 con 611 millones de dólares a favor de Argentina y el primer semestre del 2001 terminó con "un saldo favorable a aquel país superior a 500 millones de dólares", informó ayer, jueves, la cancillería brasileña.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores