Extasis desplaza a la cocaína y heroína

La droga Extasis está desplazando a la cocaína y la heroína procedente de Sudamérica del gusto de los consumidores estadounidenses de estupefacientes, según expertos que asisten a una conferencia que se celebra esta semana en Estados Unidos.

01 de Agosto de 2000 | 04:01 | Efe
WASHINGTON.- La droga Extasis está desplazando a la cocaína y la heroína procedente de Sudamérica del gusto de los consumidores estadounidenses de estupefacientes, según expertos que asisten a una conferencia que se celebra esta semana en Estados Unidos.

Los expertos señalaron que hasta hace dos años la entrada de esa droga al país procedente de Francia o Holanda era preocupante, pero no una prioridad ante la avalancha de cocaína y heroína que llega de algunos países de América del Sur.

Sin embargo, en la actualidad es la única droga cuyo consumo ha aumentado.

En los últimos siete meses el Servicio de Aduanas y la Dirección Estadounidenses Antidrogas (DEA) se ha incautado de casi ocho millones de esas píldoras, 20 veces el número de las confiscadas en 1998, dijeron fuentes oficiales.

''Esto ha cambiado nuestra percepción respecto a nuestra lucha contra las drogas ilegales'', manifestó el Comisionado de Aduanas, Raymond Kelly, en una audiencia ante el Congreso.

''Hasta ahora habíamos enfocado nuestra atención hacia el sur, ahora tenemos que dirigirla también hacia Europa'', agregó.

Eso significa dar una nueva capacitación al personal encargado de la lucha contra el tráfico de drogas, incluyendo nuevo adiestramiento a los perros encargados de rastrear cargamentos del estupefaciente en el país.

Decenas de miles de píldoras de la droga, conocida como metilenedioximetanfetamina, han sido aprehendidas en el aeropuerto Internacional de Dulles, en el Estado de Virginia y a unos 30 kilómetros de Washington.

Otras 10.000 fueron confiscadas en la capital estadounidense tras ser encontradas en un tren de pasajeros procedente de Nueva York.

Pero la mayor aprehensión la droga ocurrió el miércoles de la semana pasada cuando las autoridades federales se incautaron de alrededor de 2,1 millones de pastillas fabricadas en Holanda, durante una operación realizada en el aeropuerto internacional de Los Angeles (California) y en un vuelo procedente de París.

El Extasis causa una reacción química en el cerebro que reduce las inhibiciones y genera sensaciones de bienestar y acercamiento a otras personas. No se le considera adictiva y a diferencia de otras sustancias, como el LSD, no produce anomalías posteriores.

Los efectos secundarios inmediatos incluyen un aumento del ritmo cardíaco y de la presión sanguínea, así como un aumento de la temperatura corporal.

Fuentes asistentes a la conferencia dijeron que los ingresos en los servicios de urgencia médica vinculados con el consumo de la droga se han duplicado en los últimos meses, pero hasta ahora es bajo el número de muertes.

Expertos que asisten a la conferencia organizada por la DEA en Washington manifestaron que alrededor del 80 por ciento del Extasis que llega a los Estados Unidos proviene de Holanda.

Señalaron que la mayor parte de las sustancias que se utilizan para su elaboración están bajo control, pero llegan sin problemas a Amsterdam procedentes de Europa Oriental.

El diario The Washington Post indicó hoy, martes, que la mayor parte del tráfico de esa droga está en manos de lo que la DEA calificó como "el crimen organizado israelí", cuyos cabecillas son muy jóvenes, hablan varios idiomas y portan varios pasaportes.

El matutino agregó que la píldora es fácil de ocultar y comprada a 50 centavos de dólar por unidad en los laboratorios de Amsterdam se vende a 50 dólares en los clubes nocturnos y salones de baile del país.

A diferencia de la cocaína y la heroína que se trafica en las calles de las ciudades más importantes del país, el Extasis todavía está limitada a lugares cerrados.

"No es una droga muy visible. Su venta se concentra en los clubes nocturnos, a puertas cerradas", manifestó la inspectora Cathy Lanier, directora de la oficina antinarcóticos de la Policía Metropolitana de Washington.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores