Preocupa aumento del consumo de droga en jóvenes de 19 a 25 años

Según una investigación realizada por el Conace, un 6,28% de personas declaran haber consumido alguna droga ilícita (marihuana, cocaína o pasta base) durante el último año, lo que representa un aumento de 18% respecto del último estudio realizado en 1998.

10 de Mayo de 2001 | 12:25 | Francisca Prieto, emol.com
SANTIAGO.- El consumo de sustancias ilícitas en el país durante los dos últimos años aumentó en forma persistente y moderada, sin registrarse un aumento explosivo, informó hoy el Consejo Nacional de Control de Estupefacientes (Conace).

Sin embargo, a juicio del presidente de esa entidad, el ministro del Interior José Miguel Insulza, lo más preocupante es que este incremento se registró en todos los sectores etarios, pero especialmente entre los más jóvenes. En este sentido, el uso de drogas se concentra en los individuos de entre 19 y 25 años, en proporciones que doblan al consumo de los menores de 12 a 18 años y de jóvenes adultos de 26 a 34 años.

No obstante lo anterior, hay que considerar que a pesar de los incrementos en el uso de sustancias ilícitas en el último tiempo, todavía la mayor parte de la población chilena -más del 78% de las personas- no presenta consumo, ni es propensa ni vulnerable a él.

Las cifras fueron obtenidas de los resultados emanados del cuarto estudio sobre consumo de droga en Chile, realizado en el período 1999-2000 por la Escuela de Sociología de la Universidad Católica, y que fueron dados a conocer esta mañana.

La investigación se realizó en 86 comunas seleccionadas entre aquellas que tienen mayor peso poblacional en cada región. El universo del estudio estuvo compuesto por hombres y mujeres entre 12 y 64 años de cualquier nivel socioeconómico, lo que representa 7.779.428 personas. En tanto, la muestra alcanzó a 44.421 individuos.

Marihuana, la más usada

Según el estudio, un 6,28% de personas declara haber consumido alguna droga ilícita (marihuana, cocaína o pasta base) durante el último año, lo que representa un aumento de 18% respecto de la última investigación realizada en 1998.

De esta manera, el número de personas que declara haber consumido sustancias ilícitas en nuestro país asciende aproximadamente a 500 mil individuos.

La principal droga utilizada corresponde a la marihuana con cerca de un 90% del total de consumidores. En tanto, el consumo de otras sustancias tales como LSD, peyote o heroína, no tienen relevancia estadística y en su conjunto no superan el 0,6%.

No obstante, el consumo de anfetaminas y solventes volátiles ha aumentado en el último tiempo.

Según el director de la Escuela de Sociología de la UC, Eduardo Valenzuela, el incremento en el uso de drogas registrado en los últimos años en el país se debe, básicamente, a una disminución creciente de la percepción de riesgo y, por otro lado, a un aumento de la oferta de drogas entre la población.

"Es decir, hoy en día la gente percibe un menor riesgo en usar una determinada droga y, a la vez, ésta está más disponible. La combinación de estos dos factores provoca un aumento en el consumo", puntualizó Valenzuela.

Consumo por nivel socioeconómico

Según el estudio del Conace, el consumo de drogas es bastante estable entre los diferentes grupos socioeconómicos, aunque en los niveles altos se utilizan ligeramente más que en los sectores más bajos.

Nuevamente la marihuana lidera el consumo en los niveles altos y medio-altos, mientras que en los sectores bajos y medio-bajos la droga más usada es la pasta base. En tanto, la cocaína penetra establemente en todos los grupos sociales.

Según la secretaria ejecutiva del Conace, María Teresa Chadwick, si bien es cierto que la droga está presente en todos los sectores sociales por igual, es preocupante los estragos que produce en los sectores de pobreza, los que son socialmente más vulnerables.

Por esta razón, a juicio de la ejecutiva la información entregada por el informe debe ser utilizada para que la sociedad chilena tome conciencia de que la única forma de evitar el flagelo de la droga en el país, es unir los esfuerzos de todos lo sectores.


"Este es un tema de la sociedad chilena, es un problema de país. La labor del Estado que hemos realizado y vamos a seguir realizando no puede sustituirse, por lo tanto, a la labor que le corresponde a las familias, a los colegios, a las universidades, a las comunas, a las iglesias, a las empresas. Y yo espero que esta encuesta dé origen a una reflexión muy profunda sobre la problemática de la droga y la necesidad de generar condiciones para alcanzar el compromiso de todos los sectores sociales y políticos para enfrentarla", coincidió Insulza.

Nuevos consumidores

El estudio del 2000 realizado por el Conace, estima que el 1,5% de la población ingresa al consumo de drogas ilícitas, inicio que es mayor en hombres que en mujeres.

Asimismo, la mayor parte de estos nuevos consumidores se acerca más a la marihuana y cocaína, que a la pasta base, cuya incidencia sigue siendo baja.

En tanto, el consumo simultáneo de más de una droga alcanza a alrededor de una de cada cuatro personas y se da frecuentemente entre las personas que utilizan pasta base, cocaína, anfetaminas y solventes volátiles.

No obstante lo anterior, la mayor parte de los consumidores de droga continúan siendo individuos que usan exclusivamente la marihuana.

En cuanto a la tasa de dependencia entre consumidores frecuentes de sustancias ilícitas, es decir, aquellas personas que declararon haber consumido drogas en los últimos 30 días, ésta alcanza a uno de cada dos consumidores, siendo la pasta base la que genera mayor dependencia.

Según los resultados emanados del estudio, la dependencia a la droga tiene un claro sesgo de nivel socioeconómico y se puede concluir que todas las sustancias producen significativamente mayor dependencia en los grupos bajos. De hecho es en ése el sector donde la intensidad y el abuso de drogas, así como la fragilidad ante la exposición, parece mayor.

Asimismo, el uso precoz de drogas es siempre mayor en los niveles socioeconómicos bajos respecto de los niveles altos, que tienden a iniciarse algunos años más tarde.

Finalmente, el estudio del Conace muestra que durante los dos últimos años el consumo de drogas entre las mujeres ha experimentado un aumento a la par que el caso de los hombres, fenómeno que se ha registrado especialmente en el grupo de menores de entre 12 y 18 años.

Situación en regiones

La Región Metropolitana, V, II y I regiones registran las tasas más altas de consumo y penetración de droga. De hecho, la Región de Tarapacá es la que lidera el consumo de pasta base y además representa el mayor consumo juvenil de esa sustancia a nivel de nacional.

En tanto, la Región Metropolitana registra el mayor uso de cocaína y marihuana, seguida por la V Región.

Las otras regiones, en cambio, presentan un nivel de consumo de drogas sustancialmente inferior al resto del país.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores