Fiscal uruguaya pediría reabrir caso de ex agente Eugenio Berríos

La reapertura del caso respondería al informe del departamento quinto de investigaciones de la policía de Chile que identifica a seis militares chilenos como los responsables del homicidio de Berríos.

11 de Mayo de 2001 | 11:24 | EFE
MONTEVIDEO.- La fiscal uruguaya Nancy Hagopian solicitará la reapertura del caso del ex agente de inteligencia Eugenio Berríos, asesinado en Uruguay, afirmó hoy el diario uruguayo "El Observador" según fuentes próximas al caso.

La reapertura del caso respondería al informe del departamento quinto de investigaciones de la policía de Chile que identifica a seis militares chilenos como los responsables del homicidio de Berríos.

Sin embargo, el juez uruguayo Alvaro González destacó al diario "La República" de Montevideo que no recibió oficialmente ninguna información que justifique reabrir el caso.

Según el informe, un policía chileno viajó a Uruguay el pasado mes de marzo y con la colaboración de la justicia uruguaya logró que testigos identificaran "sin dudar a los oficiales del Ejército" chileno que presuntamente acompañaban a Berríos en 1992 durante el período que residió en Montevideo.

Berríos huyó de Chile en 1991 después de haber sido citado a declarar en el proceso abierto por el atentado que costó la vida al ex canciller chileno Orlando Letelier en Washington, en 1976.

Berríos se presentó en noviembre de 1992 en una comisaría del balneario uruguayo de Las Toscas, ubicado a unos 45 kilómetros de Montevideo, donde relató que estaba secuestrado y que lo querían matar presumiblemente para que no declarara contra el ex dictador chileno Augusto Pinochet en el caso Letelier.

Afirmó que estaba retenido contra su voluntad en una casa de descanso de un militar uruguayo donde era custodiado por militares chilenos.

El entonces jefe de Policía del departamento (provincia) de Canelones, Ramón Rivas, militar retirado, dispuso que Berríos fuera entregado a los militares que lo custodiaban.

En abril de 1995 el cadáver del químico Eugenio Berríos, que era agente de los servicios secretos del régimen de Pinochet y fue uno de los creadores del gas sarín, fue encontrado maniatado y con herida de bala en el cráneo en una playa del balneario uruguayo de El Pinar, a unos 25 kilómetros de Montevideo.

El certificado de defunción expedido por tres forenses uruguayos en 1997 establece que Eugenio Berríos murió entre enero y junio de 1993 de heridas encéfalo-craneanas producidas por impactos de bala y califica la muerte de "homicidio".

En 1998 la justicia uruguaya archivó el caso sin poder determinar quiénes fueron los responsables del asesinato.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores