Misión Acosta: Auxerre dio el visto bueno

La corta visita de Nelson Acosta y Pablo Hoffmann al club de Pedro Reyes tuvo éxito. El defensor podrá disfrutar de al menos tres semanas de vacaciones y quedará a disposición del combinado nacional en junio y julio.

10 de Mayo de 2000 | 09:42 | El Mercurio
Solo permanece en Auxerre Pedro Reyes. Su familia viajó a Santiago antes del partido con Argentina y optó por quedarse en el país. El zaguero antofagastino estuvo en Francia acompañado de su hermano un par de semanas y ayer recibió la visita de Nelson Acosta y Pablo Hoffmann. Los enviados de la ANFP llegaron el lunes en la noche a Auxerre desde París. Venían de visitar a Javier Margas en Londres. En la localidad gala se reunieron con el entrenador Guy Roux quien, a pesar de anunciar su retiro de la actividad competitiva luego de dirigir al club por más de tres décadas, mantiene el control sobre todo lo que sucede al interior de la institución.

Todo salió bien. Hubo un almuerzo entre el profe Acosta, Pablo Hoffmann y Guy Roux. Hubo un intérprete. Sirvió para hablar, conocerse y ponerse de acuerdo. Así se hace más fácil el diálogo. Se entregó la planificación de la selección, el calendario y quedamos de acuerdo en cuándo tomaré mis vacaciones, cuenta.

El defensor se reunió con Acosta apenas llegó a la ciudad, compartiendo una cena en un restorán. Allí se produjeron los primeros acercamientos para llegar al día siguiente con una propuesta clara ante el entrenador galo. El rutero de Reyes establece que llegará la próxima semana luego de la última fecha del torneo francés donde se medirá como visita ante Nancy.

Su período de descanso durará inicialmente hasta el 24 de mayo. Al día siguiente se presentará en el complejo Juan Pinto Durán. Ahí empezaremos los entrenamientos para el partido con Uruguay. Después tendré unas dos semanas de vacaciones. El 31 de junio tengo que estar en Auxerre para jugar la eliminatoria de la Copa Intertoto y ver si clasificamos para la Copa de la UEFA. Será por una semana porque el 9 de julio tengo que estar en Santiago. Espero sumar una tres semanas, con un trabajo complementario porque así no cuesta tanto echar a andar la máquina, comenta.

El duelo con Uruguay ya está en la agenda. Reyes tiene su particular visión del cotejo: Será un partido trabado, muy cerrado, donde ellos apostarán por su fútbol de fuerza, con mucho pelotazo y presión. Afortunadamente, ahora tendremos la oportunidad de trabajar al menos 10 días, porque con Argentina y Perú tuvimos apenas tres días para entrenar. Pueden echarle la culpa al profe, pero él tiene razón: con tan poco tiempo no se puede hacer mucho, se depende mucho del estado individual de los jugadores. La película está clara. No tenemos otra que levantar el resultado, debemos jugar agrupados, no regalarnos como lo hicimos con Argentina. Ojalá que se asuma que en los amistosos se puede jugar bonito, pero que en las eliminatorias hay que sacar puntos, sentenció.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores