Nissan: Nuevos modelos y metas ambiciosas

La marca japonesa mostró a la prensa en Río de Janeiro sus dos creaciones más recientes y que no son otros que el Bladeglider y el e-NV200, dos respuestas para la misma meta: cero emisiones en sus autos de producción y máxima seguridad.

18 de Agosto de 2016 | 10:04 | Emol
Nissan parece decidida a cambiar el mundo. O tal vez sea que el mundo la obliga a cambiar. Como sea, la automotriz se ha planteado dos metas fundamentales que están definiendo sus desarrollos tecnológicos, sus nuevos modelos y su porvenir como empresa: cero emisiones, cero fatalidades.

No es la única marca en promover con tanta fuerza metas de este tipo, pero sí está entre las que sí puede marcar una diferencia atendiendo al volumen de autos que produce al año. En lo que respecta a sistemas de propulsión alternativa, Nissan ya produce unos 200 mil autos eléctricos al año, así que pasos adelante ya ha dado.

En su momento, Carlos Ghosn, CEO de Nissan definió que estas metas se lograrían con una estrategia llamada "Movilidad Inteligente" (Intelligent Mobility). Esta fijará las decisiones claves de la compañía sobre los autos del futuro, su fuente energética, su conducción y su integración social, todo ello sin dejar de centrarse en proporcionar emocionantes experiencias al volante.

Bladeglider y e-NV200


Esta “Movilidad Inteligente” explica no sólo modelos eléctricos como el Leaf, sino que también experimentos presentados en Rio de Janeiro en el marco de los Juegos Olímpicos, como el Bladeglider, un deportivo eléctrico que es un demostrador tecnológico de lo que puede hacer una buena batería en términos de rendimiento dinámico.

De hecho, el auto no es solo veloz, sino muy maniobrable pues la demostración de conducción se hizo en el kartódromo de Guapimirim a dos horas de la ciudad carioca. Claro, es un auto en el que la forma sigue a la función, con una plaza delantera central para el conductor y dos plazas traseras lado a lado. Asimismo, la trocha delantera y la medida de neumáticos son mucho menores adelante que atrás.

El Nissan Bladeglider pudo desarrollar velocidades algo inferiores a los 100 km/h en este escenario, con rectas muy cortas y curvas cerradas, pero las grandes velocidades no son necesariamente el principal objetivo de este auto, sino más bien “que puede hacerse”.

Lo mismo pasa con el otro experimento Nissan presentado en Rio, el furgón e-NV200. También estaba en Guapimirim, pero no para ser conducido, sino apenas estudiado. La gracia de este modelo es que tiene un sistema de propulsión eléctrica que se basa en una celda de combustible de óxido sólido, que más allá de alambicadas explicaciones químicas, esencialmente oxida hidrógeno para obtener electricidad que alimenta el motor del furgón.

Esa es una solución conocida hace décadas y se ha usado en numerosos modelos experimentales y de producción, pero el extra tecnológico que aporta el e-NV200 es que el hidrógeno no está almacenado en un estanque a alta presión muy caro y dependiente de una inexistente red de distribución de hidrógeno, sino que se extrae mediante un proceso a alta temperatura desde el etanol. Y resulta que Brasil tiene ya establecida una enorme red de distribución de este alcohol producido a partir de caña de azúcar.

Mejor todavía, los ingenieros japoneses explican que el Nissan e-NV200 puede usar el etanol en combinación con agua en proporción 45/55, cosa que lo hace mucho más manejable y, además, hace que el sistema de propulsión sea más eficiente.

Otros mercados grandes, como Estados Unidos, podrían conseguir el etanol desde el maíz, pero mercados menores como el de Chile, deberían seguir una estrategia diferente en cuanto a definir su sistema de movilidad futura. En teoría, señalan los ingenieros de Nissan, el sistema puede usar otros hidrocarburos para obtener el hidrógeno, pero razones medioambientales y de eficiencia señalan al etanol como la mejor opción.

Como sea, el e-NV200 es un vehículo completamente funcional a pesar de que sólo fue exhibido de manera estática. El compartimiento de carga está en gran parte ocupado por el “stack” de celdas de combustible y el sistema de electrólisis y precisamente por eso se usó un vehículo comercial. En el futuro, indican los ingenieros, será necesario desarrollar nuevas plataformas, diseñadas desde el principio para albergar la celda de combustible y eso dará origen a una generación completamente nueva de modelos de Nissan. La estaremos esperando.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
Encuentra
tu próximo vehículo

Palabras clave

Región

Categoría

Marca

2000Rango de años 2016

Precio

Fecha de publicación

Buscar
Limpiar
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores