Se retira en Chile el último futbolista activo que alcanzó a jugar con Maradona: "Practiqué penales con Diego"

Cristian Muñoz decidió colgar los guantes a los 42 años en la Universidad de Concepción. También jugó en Huachipato y Colo Colo.

04 de Diciembre de 2019 | 23:21 | Redactado por Felipe Santibáñez, Emol

Cristián Muñoz en un partido con la U de Conce.

El Mercurio
Era el 14 de noviembre de 1997. Un joven Cristián Muñoz estaba en el banco local de La Bombonera esperando con una ardiente paciencia que ese por fin fuese el domingo en que le tocase debutar con la camiseta de Boca Juniors . Esa suerte llegó en forma de fatalidad. Roberto Abbondanzieri se lesionó y el "Tigre" salió a pararse bajo el bravo arco xeneize contra Newell´s de Rosario.

Pocos minutos antes, Diego Maradona había salido por Diego Latorre. El destino cruzó el debut del arquero con una fecha inolvidable. Frente a la "Lepra", el "diez" anotó su último gol como profesional. No es el único vínculo estadístico entre ambos. Con el paso del tiempo, los jugadores que compartieron cancha con el "Pelusa" fueron dejando la actividad y el que se mantuvo en pie fue Muñoz. Hasta este miércoles. El futbolista de la Universidad de Concepción confirmó su retiro.


"Tengo 42 años y 24 de carrera. Es una decisión que no está tomada a la ligera, si no que la venía meditando hace mucho tiempo. Pude haberme retirado el año pasado, pero al final decidí con mi familia y con el club alargar una temporada más. Yo soy un afortunado, porque he llegado en muy buen estado físico, sin lesiones graves, pero hay que decir que a los 42 años cuando uno se golpea, el cuerpo lo siente de otra manera, es una realidad, nadie escapa al tiempo", le dice a Emol.

Muñoz hace una pausa y echa a rodar la cinta en su memoria. Aparecen nombres, imágenes y colores musicalizados por el rugir salvaje de los estadios. Comenzó en Sarmiento, de la Tercera División, y pasó a Boca, que a mediados de los noventa había logrado traer de vuelta a Maradona. El astro, con su aura de "héroe maldito", vivía sus horas más oscuras, pero esa no era impedimento para que fuese adorado con devoción.

"Era una súper estrella. Yo era muy joven y me limitaba a verlo, admirarlo. En aquel entonces, la relación de los mayores con los jóvenes no era tan cercana como es hoy. Era impresionante lo que representaba, se juntaban miles de personas solo para ver los entrenamientos. Un día, me invitó a practicar penales. Es una de las lindas anécdotas que me tocó vivir con él", evoca el "Tigre". Luego de esa tanda con el Dios de Nápolés, partió corriendo a llamar por teléfono a su papá. Alucinaba.

Tuve buen nivel en Colo Colo, pero también en Huachipato y en Universidad de Concepción he sido muy parejo

Cristián Muñoz

Los excesos cortaron la carrera de Maradona. Muñoz, en cambio, seguía en Boca, aunque sentado en el banco de suplentes. Sin embargo, llegaría una nueva oportunidad en 1999. El escenario era intimidante. River Plate, el rival de toda la vida, estaba en frente y La Bombonera era un caldero burbujeante. Abbondanzieri otra vez se lesionó el hombro y le tocó reemplazarlo. Maradona lo miraba desde su palco. Finalmente, fue 2-1 para el cuadro oro y cielo.

"Lo de Muñoz fue muy bueno. Le dio seguridad al arco en un momento caliente del partido. Jugó un fenómeno", lo elogió el crack una vez finalizado el encuentro.

La llegada a Chile


Ese momento de gloria no tuvo continuidad en el tiempo. Muñoz partió a Los Andes y luego a Talleres de Córdoba antes de recalar en Huachipato el 2005.

6 títulos ganó el "Tigre" en el fútbol nacional

"Chile es mi segunda casa. Nunca me imaginé quedarme quince años acá. Me acogieron de gran manera, mi familia se ha sentido muy bien y uno empieza a enlazar afectos. Incluso me terminé nacionalizando, en 2013. Ha sido un tiempo maravilloso", afirma con seguridad.

Dos buenas campañas con los "acereros" no pasaron desapercibidas en la capital. Claudio Borghi buscaba un reemplazante para Sebastián Cejas en Colo Colo y posó su mirada en Muñoz. El golero respondió a la altura de las expectativas y por dos años y medio fue titular indiscutido. Con él siendo prenda de garantía, el "Cacique" ganó títulos en 2007, 2008 y 2009.

Su situación cambiaría a comienzos de 2010. Lo mandaron a préstamo a Huachipato en la operación que llevó a Nery Veloso al Monumental. Desapareció de la primera plana, aunque no le importaba. Mientras él seguía con su regularidad en el sur, el arco de Colo Colo estaría acéfalo hasta la llegada de Justo Villar.

Tras el título de 2012 con la "Usina", se fue a la Universidad de Concepción. En el "Campanil" jugó un total de 248 partidos, logró un ascenso y una Copa Chile.

"Tuve buen nivel en Colo Colo, pero también en Huachipato y en Universidad de Concepción he sido un parejo y eso es para mí lo más meritorio. No es que tuve picos muy altos y después picos muy bajos. Lo más difícil es mantenerse y está reflejado en que fui titular a lo largo de quince años. Me parece que sería injusto elegir un solo momento", expresa.

Muñoz se sabe afortunado. Muchos jugadores pasan toda su carrera sin lograr ni un solo título y a él le tocó ganar varias veces. También, y como todos, perdió. Paradójicamente, uno de sus recuerdos más tristes está vinculado con Chile.

"Tuve muchas derrotas. Cuando quedamos fuera del preolímpico de Londrina justamente contra Chile, cuando con Colo Colo perdimos la final contra Everton o cuando quedamos eliminados con la U de Conce ante Vasco de Gama, porque no tuve un buen partido", rememora.

Con la selección Argentina juvenil, el portero ganó el Mundial Sub 20 de Malasia y el Esperanzas de Toulon del '98. Sin embargo, le quedó una pequeña espina clavada en el dedo.

"Me hubiese gustado jugar en la selección mayor, es el sueño de todo jugador. Pero también tenía claro que el biotipo mío no coincide con el del arquero. Soy bajo, se podría decir, y para un puesto de selección nacional se requiere un biotipo más grande. Yo estaba en desventaja y sabía que era muy difícil poder lograr ese sueño", manifiesta.

Ya no será. Su etapa como jugador terminó y volverá a Argentina a recuperar tiempo con sus padres y amigos. Seguramente se convertirá en preparador de arqueros. A los jóvenes que entrene, les podrá contar que jugó con uno de los mejores futbolistas de todos los tiempos.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores