EMOLTV

"Revenant: El renacido" se alza como la gran ganadora de los Globo de Oro 2016

La película de Alejandro González Iñárritu, que protagoniza Leonardo DiCaprio, se llevó tres galardones, que incluyen Mejor película dramática, Mejor director y Mejor actor.

11 de Enero de 2016 | 01:31 | Emol/Agencias
imagen
New Regency Pictures.
SANTIAGO.- Los pronósticos decían algo completamente diferente. Según los expertos, la cinta "Spotlight" sería la que se llevaría el Globo de Oro a Mejor película dramática. Sin embargo, fue "Revenant: El renacido" la que se alzó como la gran ganadora de la 73° edición de los premios de la Asociación de la Prensa Extranjera.

La cinta del mexicano Alejandro González Iñárritu se llevó los galardones a Mejor película dramática, Mejor actor y Mejor director, demostrando así su favoritismo para los premios Oscar.

"No puedo decir lo sorprendido que estoy", dijo al recibir el ansiado galardón el realizador que poco antes había recibido el Globo de Oro como mejor director.

El elenco debió rodar bajo condiciones extremadamente difíciles, recordó González Iñárritu. "Pero los dolores son pasajeros y una película es para siempre", destacó.

Leonardo DiCaprio ganó en la categoría de mejor actor por su papel del explorador Hugh Glass, abandonado por sus compañeros tras el feroz ataque de un oso durante una expedición en el Siglo XIX.

La única nominación que no logró de las cuatro que tenía el film de Iñárritu fue la de mejor banda sonora, de Ryuchi Sakamoto y Alva Noto, un galardón que fue al maestro italiano Ennio Morricone por su trabajo en "The Hateful Eight", de Quentin Tarantino.

Como era de esperar, "Misión rescate" de Ridley Scott se llevó los galardones a Mejor comedia/musical y Mejor actor en la misma categoría. Mientras que la cinta de Pixar "Intensa mente" confirmó su favoritismo al llevarse el Globo de Oro a Mejor película de animación.

Por su parte, la cinta chilena "El club" fue superada por la húngara "Son of Saul" en la categoría Mejor película extranjera, la que corría como favorita tras llevarse el Gran Premio del Jurado en el Festival de Cannes.

El drama de László Nemes sobre un campo de concentración se centra en un prisionero judío húngaro (interpretado por Geza Rohri) que busca incansablemente un rabio que le dé a un niño un entierro digno.