Ex nuncio de EE.UU. acusa al Papa Francisco de encubrir abusos sexuales y cuestiona su rol en Chile

Carlo Maria Viganò aseguró que el Pontífice conocía las denuncias en contra del cardenal Theodore McCarrick desde el año 2013.

26 de Agosto de 2018 | 19:40 | Redactado por C. Fernández, EFE

Carlo Maria Viganò pidió la renuncia del Papa Francisco.

EFE
DUBLÍN.- El ex nuncio en Estados Unidos Carlo Maria Viganò, de 77 años, lanzó fuertes cuestionamientos en contra del Papa Francisco y pidió su renuncia, esto luego de que asegurara que el Pontífice conocía desde 2013 las denuncias de abusos sexuales que pesaban sobre el cardenal Theodore McCarrick.

El arzobispo Viganò publicó una carta de 11 páginas que fue difundida este domingo en varios medios católicos estadounidenses de tendencia tradicionalista o ultraconservadora.

El ex embajador Vaticano escribe que el Pontífice conoció el caso el 23 de junio de 2013 porque él mismo se lo comunicó "y siguió encubriendo al ex arzobispo de Washington, McCarrick".

El pasado mes de junio, McCarrrick, de 88 años, fue apartado del colegio cardenalicio y el Papa "dispuso su suspensión en el ejercicio de cualquier ministerio público, así como la obligación de que permanezca en una casa que le será asignada para una vida de oración y penitencia".

Viganò aseguró que en 2013 fue el mismo Pontífice quien le preguntó: "¿Cómo es el cardenal McCarrick?", y que el nuncio le informó de que "corrompió a generaciones de seminaristas y sacerdotes y el Papa Benedicto XVI le ordenó retirarse a una vida de oración y penitencia", así como que le informó de que había un reporte de todo ello en la Congregación para los obispos.

"Sin embargo, Francisco, hizo de él su fiel consejero junto con Maradiaga (Óscar Andrés Rodríguez, cardenal hondureño) (...) Sólo cuando ha sido obligado por la denuncia de un menor, y siempre en función del aplauso de los medios de comunicación, ha tomado medidas para, así, salvaguardar su imagen mediática", declaró Viganò.

El arzobispo italiano señaló que la carta la dictó "su conciencia" para que se conozca que "la corrupción ha alcanzado la cima de la jerarquía eclesiástica" e instó a Francisco y a todos los implicados en el encubrimiento del caso McCarrick a renunciar.

Viganò afirmó que envió varios informes sobre la conducta del entonces arzobispo de Washington pero que fue ignorado por los respectivos secretarios de Estado de Juan Pablo II y Benedicto XVI, los cardenales Angelo Sodano y Tarcisio Bertone.

Además, acusó al actual arzobispo de Washington, Donald Wuerl, sucesor de McCarrick, de conocer las acusaciones porque el mismo se lo planteó y se dio cuenta de que ya estaba informado.

El documento, con fecha del 22 de agosto, fue publicado mientras el Papa se encontraba en Dublín para el Encuentro Mundial de las Familias y después de que Francisco calificara como "crímenes repugnantes" los abusos sexuales cometidos por el clero en Irlanda y admitiera el "fracaso" de la Iglesia Católica en esta materia.

La mención a los casos chilenos

Viganò lanzó acusaciones contra numerosos prelados pertenecientes al ala más progresista y cercana a Bergoglio, como el cardenal hondureño Óscar Rodríguez Maradiaga. En ese sentido, realiza una comparación entre la situación de él y lo ocurrido en Chile con el obispo Juan Barros y los cardenales Francisco Errázuriz y Ricardo Ezzati.

"En Honduras está a punto de repetirse un escándalo de dimensiones descomunales como el de Chile. El Papa defiende a ultranza a su hombre, el cardenal Rodríguez Maradiaga, como había hecho en Chile con el obispo Juan de la Cruz Barros, que él mismo había nombrado obispo de Osorno, en contra de la opinión de los obispos chilenos", señaló la carta.

Y luego aseguró que la condena del Papa vino únicamente cuando sintió la presión de la prensa y la sociedad en general: "Primero insultó a las víctimas de los abusos; después, cuando se vio obligado debido al clamor de los medios de comunicación y a la revuelta de las víctimas y los fieles chilenos, reconoció su error y pidió perdón, aunque afirmando que había sido mal informado, provocando así una situación desastrosa en la Iglesia del país, pero protegiendo aún a dos cardenales chilenos, Errázuriz y Ezzati".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores