A 200 años de la batalla de Maipú: ¿Por qué no se conmemora como otros hechos históricos?

Historiadores entregaron sus argumentos sobre el poco protagonismo que tiene el 5 de abril de 1818 ante el 18 de septiembre de 1810, fecha en que se constituyó la Primera Junta Nacional de Gobierno.

04 de Abril de 2018 | 07:04 | Por Tomás Molina Jarpa, Emol
El Mercurio
SANTIAGO.- El 5 de abril de 1818 no es una fecha indiferente para la historia de Chile. Ese día, hace 200 años, se selló lo que algunos historiadores aseguran fue la "consolidación" de la independencia: la batalla de Maipú.

Sin embargo, el histórico abrazo entre Bernardo O'Higgins y el argentino José de San Martín -que inmortalizó el pintor Pedro Subercaseaux-, símbolo del triunfo del Ejército binacional sobre las tropas de la corona española, no inspira grandes festejos. Todo el patriotismo se concentra en lo que sucedió el 18 de septiembre de 1810: La Primera Junta Nacional de Gobierno que inició el proceso emancipador.

"Hasta antes de Maipú, la independencia estuvo en riesgo"

Francisco Javier González, académico Uandes

"En Santiago, poco antes de la batalla de Maipú, existía un verdadero pánico de que las cosas se revirtieran (que la corona española volviera al poder), con consecuencias bastante nefastas considerando lo que había sido el período de lo que se llama la Restauración (Reconquista)", explicó el académico del Instituto de Historia de la Universidad de Los Andes, Francisco Javier González.

En ese sentido, continuó, "estábamos en un momento muy complejo en el verano de 1818. Por eso que aquella batalla fue tan decisiva. Más allá de lo militar, fue la consolidación de la independencia. Ahí se selló. Hasta antes de ella, la independencia de Chile estuvo en riesgo".

Sobre lo anterior, el historiador y profesor de la Universidad de Chile, Gabriel Salazar, pone matices. Si bien reconoce que fue "decisiva y que puso fin a un proceso de liberación de una colonia", aseguró que "lo realmente importante es lo que vino después".

"Haber establecido como fecha oficial el 5 de abril, habría sido algo así como poner a O'Higgins y San Martín en el centro de la independencia"

Pablo Toro

"Nos independizamos de España pero ¿qué vamos a hacer con nosotros? Ese es el problema, cómo construimos un país libre (...) De eso no se habla mucho", añadió, aludiendo a la configuración de la República.

Sea más o menos la trascendencia del 5 de abril para las aspiraciones de una Nación que anhelaba la libertad, lo cierto es que para los académicos la batalla librada en 1818 no cuenta con el reconocimiento que se merece.

¿Por qué no motiva grandes festejos?


El director del departamento de Historia de la Universidad Alberto Hurtado, Pablo Toro, entrega su hipótesis: "Es la clásica discusión de por qué el 18 de septiembre y no el 5 de abril o el 12 de febrero".

Y es que hasta antes de 1837 (cuando se decretó el "18" como la única gran fiesta nacional por la independencia), esas tres eran las efemérides del naciente Chile. Pero sobre la base de decretos presidenciales y la conciencia popular, todo se trasladó a septiembre.

"Para nosotros la celebración de la independencia no está relacionada directamente con una batalla. En un principio lo estuvo, pero después no", señaló González.

Así, el académico sostuvo que "en la conciencia de los chilenos claramente el 18 de septiembre ocupaba un lugar especial. A veces hay cosas que son de mentalidad".

"Lo importante es lo que vino después. Nos independizamos de España pero ¿qué vamos a hacer con nosotros? Ese es el problema, cómo construimos un país libre"

Gabriel Salazar

Toro, por su parte, explicó esta decisión como una suerte de "equilibrio de poder civil y militar. Entonces, para tratar de poner al poder civil, y básicamente al poder civil de la aristocracia o la oligarquía, por encima del poder militar, se potenció más el 18 de septiembre que en el fondo era un momento político y no militar. El 5 de abril que era un momento militar".

Además, afirmó que el "18" es una mejor fecha de celebración también por una cuestión "práctica", que tiene que ver "con el momento del año", el inicio de la primavera.

Factor O'Higgins y San Martín


Otro factor clave para quitarle protagonismo al 5 de abril, aseveró Toro, fue el factor de O'Higgins y San Martín.

"O sea, en el fondo, si se quería construir un mito republicano, conservador o civil, había que sacar del escenario o tratar de disminuir la figura de O'Higgins. Él estaba exiliado desde 1822, se había autoexiliado y no volvió a Chile nunca", expresó.

"Haber establecido como fecha oficial el 5 de abril, habría sido algo así como poner también a San Martín en el centro de la independencia", agregó.

Es por esto que el académico concluyó: "Ante esta situación los grupos conservadores prefirieron darle más relevancia al '18'".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores