EmolTV

Ad portas de que el 80% de la población objetivo esté vacunada con una dosis: Los aciertos y errores del masivo proceso

La meta autoimpuesta por el Gobierno es inminente. Expertos valoran de manera unánime la rápida gestión para acceder a las vacunas, aunque insisten en mejorar la comunicación de riesgo.

20 de Junio de 2021 | 09:01 | Por Daniela Toro, Emol.

La inoculación masiva comenzó en febrero de este año, con los adultos mayores.

Aton / Archivo.
La semana que mañana comienza podría sumar un nuevo hito al proceso de vacunación en Chile: se alcanzará la meta autoimpuesta por el Gobierno de lograr un 80% de la población objetivo inoculada con primera dosis de las vacunas contra el covid-19.

Así también lo proyectó el ministro de Salud, Enrique Paris, el pasado miércoles, al recibir el cargamento de 1 millón de vacunas Sinovac, cuando la población vacunada con una dosis era del 77,8%. "Espero que la próxima semana, evidentemente que vamos a llegar al 80% de la población susceptible vacunada por lo menos con una dosis", sostuvo.

Según la información del Departamento de Estadística e Información en Salud (DEIS) respecto a la cantidad de vacunados por día con una dosis -con información de la jornada anterior-, el lunes 14 de junio, se inoculó a 104.164 personas; el martes 15, fueron 80.417; el miércoles 16, 104.371 (3.605 con dosis única); y el jueves 17, fueron 110.957. Es decir, en promedio se inocularon a casi 100 mil personas con una dosis durante esta última semana.

La población objetivo en el país es de 15.200.840 personas, y el 80% equivale a 12.160.672. Según datos del propio Minsal, hasta ayer sábado, se había inoculado al 79,5% de la población con una dosis o con dosis única, por lo que la llegada a la meta es inminente.

El avance del proceso de vacunación en Chile ha sido catalogado como exitoso no solo por el propio Minsal, sino que por gran parte del mundo. A ello, se suman las voces expertas de quienes desde este territorio han observado, analizado y también convivido con los distintos procesos sanitarios y de investigación que conlleva una pandemia. ¿Qué lecciones nos deja esta etapa de la vacunación en el país? Expertos analizan los puntos altos y bajos del inédito proceso.

Los aciertos: compra anticipada y tradición sanitaria


La negociación anticipada de las vacunas y el convenio con la plataforma Covax de la Organización Mundial de la Salud (OMS), han permitido que más de 24 millones de vacunas hayan llegado al país, factor clave del proceso que los entendidos destacan.

"En primer lugar, lo positivo de este proceso fue la compra precoz de vacunas que tuvo el país. Como segundo punto, nuestra historia de salud pública en cuanto a la vacunación, lo que lleva a que la población tenga una respuesta rápida, y tercero, que tenemos una red asistencial eficiente, con una atención primaria instalada en todo el país con poblaciones asignadas que les permite llegar más fácilmente a la población", destaca la doctora Lidia Amarales, coordinadora de Salud Pública de la Escuela de Medicina de la Universidad de Magallanes y ex subsecretaria de Salud Pública.

Para el doctor Luis Enberg, presidente de la Sociedad Chilena de Medicina de Urgencias (Sochimu), "es muy positivo que el Gobierno haya logrado asegurar vacunas para todos los chilenos, y eso es un gran logro que reconocemos a las autoridades, hicieron un trabajo muy bueno en ese sentido".

"Ha habido un acceso oportuno a las vacunas y se ha aprovechado muy bien las capacidades y experiencia que tiene la salud pública del país, lo que ha hecho que sea un proceso expedito".

Flavio Salazar, vicerrector de Investigación y Desarrollo U. de Chile
Asimismo, destaca que en un inicio, funcionó el mensaje de comunicación de riesgo para los adultos mayores, quienes tenían mayor probabilidad de tener un cuadro grave, "y eso influyó que las personas con más conciencia de la enfermedad y las personas con enfermedades crónicas, se vacunaran en el momento en que les correspondía y eso logró que inicialmente se lograra una buena velocidad en el proceso".

"Hay que valorar que el proceso es uno de los más avanzados en el mundo. Ha habido un acceso oportuno a las vacunas y se ha aprovechado muy bien las capacidades y experiencia que tiene la salud pública del país, lo que ha hecho que sea un proceso expedito, pese a algunas reticencias o las zonas de difícil acceso", dice el vicerrector de Investigación y Desarrollo de la Universidad de Chile, Flavio Salazar.

Además, destaca que junto a los esfuerzos del Gobierno, "una parte importante del éxito se debe a los lazos que la comunidad científica chilena había establecido con los científicos internacionales, puntualmente con China, y eso facilita la confianza en generar proyectos de este tipo. Hay una gran experiencia de los médicos y centros clínicos chilenos en estudios clínicos internacionales, lo que permitió los estudios de AstraZeneca o Janssen, lo que demuestra el rol que han jugado nuestras capacidades locales".

Los errores: faltó "estrategia más clara" y "mirada integral"


"Entre los puntos negativos, creo que faltó una estrategia más clara y una campaña sanitaria", considera la doctora Amarales. Su crítica apunta a que "no ha habido una mirada de los determinantes sociales, considerando que los niveles socioeconómicos bajos son los que más se infectan, los que más enferman y fallecen".

En cuanto a la estrategia, detalla que si bien se comenzó rápidamente a inocular a los adultos mayores, también faltó definir otros aspectos, "como haber considerado que las vacunas con dosis únicas, debían ser orientadas a estos grupos (de rezagados) que sabíamos que era más difícil que se pusiera una segunda dosis".

Para Salazar, también faltó "una mirada más integral de la pandemia", pues "se descuidó el apoyo a las familias para guardar las cuarentenas, lo que aparece un año después. Creo que se confió demasiado en el éxito de la vacunación, y de alguna manera, no se tomaron las medidas adecuadas para contener la circulación viral, lo que se debió haber hecho con confinamientos más cortos, más intensos y con ayudas económicas".

Esta semana, se vacunaron jóvenes de 21 y 20 años, y a partir del lunes, lo podrán hacer quienes tengan entre 19 y 18 años. Foto: Aton.

Tarea neurálgica: Mejorar la comunicación de riesgo


La comunicación de riesgo es para los expertos un punto que aún se debe mejorar, a través de campañas más específicas que refuercen los beneficios de vacunarse, y porque incluso a esta altura de la pandemia, se dan creencias erróneas.

"Mucha gente, hasta el día de hoy, cree que solo adultos mayores están en UCI, y en este momento, la mayoría tienen entre 30 y 50 años, y muchos tienen comorbilidades sin saberlo, especialmente la obesidad, un gran factor de riesgo para hacer covid-19 grave", dice la doctora María Luz Endeiza, infectóloga pediátrica, Jefa del Vacunatorio de Clínica Universidad de los Andes e integrante del Cavei.

"Se va necesitar esperar un poco más para cantar victoria, porque estamos entrando al invierno, y la cantidad de virus respiratorio se ve potenciada por la mala ventilación. Eso nos juega en contra para alterar restricciones, y porque tenemos variantes más contagiosas (...) por lo que vamos a necesitar tener a más gente vacunada".

María Luz Endeiza, integrante del Cavei
Para la doctora Amarales, se han generado "mensajes contradictorios o erráticos", que impactan finalmente "en la credibilidad de la población para con sus autoridades". En esto, ejemplificó con los escenarios que se dieron con "apertura de malls y cines en su momento, y prohibimos que los jóvenes salieran a los parques y tuvieran posibilidad de hacer actividad física; abrimos Fantasilandia y los parques nacionales estaban cerrados".

A medida que han bajado las edades en el calendario de vacunación, también ha bajado el ritmo del proceso, dice el doctor Enberg. Por eso, llama a que la comunicación de riesgo en los grupos más jóvenes se refuerce "con lo bueno que ésta puede ser para la población". Misma opinión tiene la doctora Endeiza, quien apela a que "más que apuntar a lo coercitivo que apelan algunos de obligar a vacunarse, decir: mira, si te vacunas, vamos a abrir antes los estadios, los conciertos, el teatro, son cosas que todos queremos".

¿Y luego de este 80%? Aún resta camino. "Se va necesitar esperar un poco más para cantar victoria, porque estamos entrando al invierno, y la cantidad de virus respiratorio se ve potenciada por la mala ventilación. Eso nos juega en contra para alterar restricciones, y porque tenemos variantes más contagiosas (...) por lo que vamos a necesitar tener a más gente vacunada", concluyó Endeiza.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores