El drama de Robinson Méndez de cara a los Paralímpicos: Se le rompió su silla de ruedas

El tenista reveló a Emol desde Alemania la gran tristeza que tiene ya que su participación en la cita de Londres aún está en veremos. Ruega porque alguien le preste otra silla para competir.

21 de Agosto de 2012 | 19:31 | Por Leonardo Vallejos Seguel, Emol
El Mercurio
SANTIAGO.- Robinson Méndez es uno de los siete deportistas chilenos que logró la clasificación para los Juegos Paralímpicos de Londres 2012 (será su tercera vez) que comienzan el próximo 29 de agosto. Sin embargo, y a solo una semana de que se dé inicio a la cita, el tenista en silla de ruedas aún no sabe si podrá participar ya que un accidente tiene en veremos su posibilidad de competir.

"Llegamos ayer a Alemania porque tenía que jugar el Abierto alemán previo al Paralímpico y al llegar a Berlín, bajo mi silla de tenis y estaba quebrada en la parte del marco, de la base de la silla", revela desde Europa, y con profundo pesar a Emol el nacional.

Méndez alegó a la aerolínea Air France y éstos se comprometieron en comprarle una silla nueva, pero el problema radica en que se demoran poco más de un mes en tenerla operativa, ya que como el mismo señala " van a tu medida, según tu estatura y dependiendo de tu incapacidad".

"Estoy triste, pero no queda descartada mi participación porque me costó tantos años clasificar, son años de trabajo y por que me pasó esto no podré jugar, no. Tengo pensado conseguirme otra silla con otro jugador, porque ya mi silla no tiene arreglo", se ilusiona el tenista.

A pesar de esto, Méndez confiesa que está "desesperado, triste, mal, desmotivado, y que incluso he pensado hasta en regresar porque sé que no daré el cien en otra silla que no es la mía. Con suerte podré rendir un 50 por ciento. Es como si tú calzaras 42 y te pones unos zapatos 45. Me desmotiva ene, pensando también en miles de atletas que quisieran estar en los Juegos y no pueden por equis motivo, y yo que puedo estar acá, lo encuentro injusto".

Pero las ganas que tiene de competir se contraponen con los tiempos ya que debe viajar este lunes a Londres y para el 1 de septiembre está fijado su debut. "La idea es llegar allá y ver que pasa. Definitivamente me la tengo que conseguir en Londres, algún amigo. Aún no tengo la seguridad de quien me la pasará", explica.

La silla de Robinson Méndez tiene características específicas, como por ejemplo las ruedas son de fibra de carbono, el marco es de titanio, tiene una inclinación a mi discapacidad y su valor asciende cerca de los cuatro mil dólares.

Desde la Federación en Chile también se comprometieron a ayudarlo, pero la solución que le dan es la misma de la aerolínea, comprarle una nueva silla. Por tiempo, Méndez no puede esperar más y solo deberá apelar a la buena disposición de quien decida prestarle su implemento.

Así se suma un inconveniente más para la delegación chilena que ya tuvo que aguantar la desafiliación de su federación y el veto que se le dio al jefe de misión Alberto Vargas por un "nuevo conflicto de interés".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores