El francés Pogba se quedó con el balón de oro del Mundial de Turquía Sub 20

Los charrúas Nicolás López y Guillermo De Amores, el español Jesé y el ghanés Assifuah, completaron la lista de las figuras de la cita planetaria.

13 de Julio de 2013 | 20:23 | AFP

ESTAMBUL.- El francés Paul Pogba, los uruguayos Nicolás López y Guillermo De Amores, el español Jesé Rodríguez o el ghanés Ebenezer Assifuah fueron algunos de los jugadores que brillaron en el Mundial Sub-20 de fútbol de Turquía, que conquistó este sábado la selección de Francia.


Si en el pasado este torneo permitió que muchos hinchas descubrieran a estrellas como Diego Maradona, Lionel Messi, Ronaldinho, Xavi Hernández o Sergio Agüero, esta edición presentó al mundo a los futuros sultanes del fútbol.


El equipo campeón, Francia, contó como principal figura con Pogba, campeón ya con la Juventus en Italia y que se llevó el Balón de Oro al mejor jugador. Como capitán, guió a la perfección a los suyos hasta el objetivo del primer título de la historia de su país en esta categoría.


El máximo goleador del equipo campeón fue Yaya Sanogo, un veloz atacante que viene destacando desde antes de los dieciséis años en las categorías juveniles del equipo galo y que, tras formarse en el Auxerre, empezará después del Mundial su aventura en la Premier League, en el Arsenal.


Consiguió 4 tantos y demostró su gran efectividad ante el arco rival, con un instinto de área que pueden convertirle en un futuro perfecto 9 para los Bleus.


Pero no fueron las únicas estrellas de los suyos, ya que también destacaron el lateral Lucas Digne o el atacante Florian Thauvin, promesa del Lille por el que suspira el Marsella, siendo clave especialmente en semifinales, con un doblete.


Los subcampeones uruguayos también brindaron grandes momentos. El máximo goleador (6) del Sudamericano de principios de año, Nicolás López, acabó esta vez con 4 tantos, en un equipo donde estuvo bien acompañado arriba por Giorgian De Arrascaeta y donde atrás el jefe de la defensa fue un soberbio José Giménez, fichado ya por el Atlético de Madrid de la Liga española.


El arquero Guillermo De Amores, que recibió apenas tres goles en todo el torneo, fue otra de las estrellas y fue recompensado con el Guante de Oro al mejor guardameta del torneo.


"Este equipo tiene grandes jugadores, que espero que tengan una gran carrera en un futuro. Estoy convencido", dijo el seleccionador charrúa, Juan Verzeri.


Pero no sólo los finalistas regalaron grandes momentos.


Ghana, que acabó el torneo en la tercera posición, contó con la efectividad de Ebenezer Assifuah (6 tantos al final), clave especialmente para eliminar a Chile en los cuartos de final (4-3) con un doblete.


Assifuah fue el máximo anotador de este Mundial Sub-20 y se llevó por tanto la Bota de Oro, uno de los principales premios individuales. Su compatriota Clifford Aboagye también se ganó muchos aplausos.


Los chilenos cayeron en esa ronda pero brilló su atacante Nicolás Castillo (4 tantos), otro 'killer' del área, bien secundado por Ángelo Henríquez, promesa del Manchester United, y con Igor Lichnovsky muy importante en el trabajo atrás.


Entre los equipos que se quedaron en los cuartos de final estuvo España, que llegaba con altas aspiraciones y donde no se pudieron coronar el atacante Jesé Rodríguez (5 tantos), perla de la cantera del Real Madrid, en un equipo donde los volantes José Campaña y Saúl Ñíguez o el defensa Derik Osede, alabado vía Twitter por el exfutbolista Gary Neville, también dejaron huella.


En octavos de final, en los penales, se quedó la campeona sudamericana Colombia, con su atacante Juan Fernando Quintero (3 tantos), que dio muestras de su gran calidad, pero no pudo desarrollarla más allá por la caída de su equipo. Ese mismo sábado se oficializó su fichaje por el Oporto, donde jugó su admirado Radamel Falcao.


Algo similar ocurrió con el mexicano Jorge Espericueta, Balón de Plata en el Mundial Sub-17 de 2011 y director del juego azteca, eliminado también en octavos.


Portugal llegaba también con un gran equipo, especialmente con la dupla ofensiva Bruma-Aladje, dos velocísimos atacantes nacidos en Guinea Bissau que comenzaron a destacar ya desde los primeros días.


El equipo luso perdió con Ghana (3-2) en octavos y se quedaron con 5 y 3 tantos respectivamente, pero habiendo dado muy buenas sensaciones.


Los 'cazatalentos' tuvieron mucho trabajo durante estas tres semanas y ahora será momento de analizar y redactar informes sobre las delicias turcas de este Mundial juvenil ya clausurado.


 

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores