EmolTV

Las frustraciones y dudas del deporte español tras sus exitosos años en la elite mundial

Luego de vivir una era soñada, las inesperadas eliminaciones de sus selecciones en el Mundial de fútbol y básquetbol han marcado una difícil temporada para los hispanos.

13 de Septiembre de 2014 | 10:00 | Emol

SANTIAGO.- El deporte español disfrutó en estos últimos diez años de su época más gloriosa posicionándose como absoluto dominador en distintas disciplinas, pero este 2014 esa era soñada ha estado lejos de los resultados esperados.

El título de Sudáfrica 2010 y las Eurocopa consecutivas en el fútbol, la medalla de plata en el básquetbol de los Juegos Olímpicos 2012 o las coronas de Fernando Alonso en la Fórmula Uno marcaron una era dorada para los hispanos.

Sin embargo, el fracaso de la selección en Brasil, la inesperada y sorpresiva eliminación en cuartos de final de "su" Mundial de Básquetbol han girado la ruleta dando paso a las frustraciones y las incógnitas.


Es que los resultados conseguidos hasta ahora están lejos de reeditar esos años maravillosos para la hegemonía española, y por el contrario, muchas disciplinas siembran más dudas que certezas de cara al futuro.

El desastre en Brasil

El Mundial de fútbol marcó el primer fracaso de este 2014. La "Roja" europea llegó a la cita brasileña precedida de los títulos de la Eurocopa 2008 y 2012 más el mayor logro de su historia, la corona de Sudáfrica 2010. Además de estar nuevamente conformada por un contingente de estrellas de las mejores ligas del mundo.

Sin embargo, la realidad estuvo muy lejos de lo esperado. En el partido inaugural fue humillada 5-1 por Holanda en una de sus presentaciones más pobres en la era de Vicente del Bosque.

Y luego fue precisamente Chile quien terminó de enterrar al seleccionado español. Victoria del equipo de Jorge Sampaoli por 2-0 y el hasta ese entonces último campeón del mundo, eliminado cuando aún faltaba un partido por jugar. Fracaso rotundo, fuera de todo pronóstico.

Otro Mundial para el olvido

Con el desastre ya consumado en Brasil, aparecía una nueva oportunidad para el deporte español este 2014: Su Mundial de Básquetbol.

La selección de baloncesto llegaba al torneo entre los favoritos al título tanto por sus figuras, entre ellas Pau Gasol, como por su condición de local y por la medalla de plata conseguida en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Y al menos en el inicio respondió, terminando la fase grupal invicta con cinco triunfos.

Si bien su buen camino siguió y en octavos de final también arrasó con Senegal, en cuartos llegaría el duro golpe. Sorpresiva e inesperadamente, Francia se vengó de la derrota en la ronda grupal y venció a España por 65-52. Otra vez algo fuera de todo pronóstico, tanto que la prensa local no tuvo piedad: "Fracaso histórico", fue la sentencia tras una nueva decepción deportiva.

El automovilismo tampoco brilla 


Atrás quedaron los campeonatos de 2005 y 2006 y también los subcampeonatos de 2010, 2012 y 2013 para Fernando Alonso. Hoy, su rendimiento y su auto en Ferrari están lejos de los puestos de avanzada en la Fórmula Uno.

El piloto español, que rompió hace nueve años la hegemonía de Michael Schumacher, no ha podido brillar en el actual Mundial automovilístico y ocupa un quinto puesto que lo tiene lejos de la pelea por el título.

Los constantes problemas con su auto han impedido que Alonso despegue esta temporada y así el mejor corredor hispano de los últimos años ya ve prácticamente imposible reeditar la gloria que un día alcanzó en la F-1.

La falta de nuevos talentos en el tenis

Si bien Rafael Nadal sigue siendo su máximo exponente, las lesiones han impedido que este año rinda a su máximo nivel, algo que hoy lo tiene como número dos del mundo por detrás de Novak Djokovic.

Pero más allá del momento del manacorí y de los éxitos alcanzados por David Ferrer, el problema tiene otro fondo. Los nombres para una nueva irrupción española en el tenis aún no aparecen.

Feliciano López, Tommy Robredo, Fernando Verdasco o Guillermo García López se mantienen dentro del Top 50, pero ya lejos de pelear con los "gigantes". Personajes frescos para entrar en escena siguen sin aparecer.

A esto se suma el disminuido equipo que presenta actualmente España en Copa Davis, sin Nadal por lesión y con las bajas de Ferrer y Robredo por decisión propia. Lejos se ve la opción de reeditar la última "Ensaladera de Plata " de 2012.

Si bien estos aspectos han marcado un difícil 2014 para el deporte español, aún hay nombres que sacan la cara por la dinastía hispana como Sergio García, actual número tres del mundo en el golf; la nadadora Mireia Belmonte que alcanzó seis medallas en el reciente Campeonato Europeo de Berlín, dos de ellas de oro; y Marc Márquez que domina el Moto GP.   

Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores