No se retirarán cargos contra procesado en caso Lockerbie

El presidente del tribunal, el juez Ranald Sutherland, dictaminó que se han oído suficientes evidencias contra Lamen Khalifa Fhimah como para justificar la continuación de su juicio. El defensor Richard Keen solicitó el martes el levantamiento de los cargos a su defendido, aduciendo que la fiscalía no ha demostrado vínculos entre Fhimah y el ataque.

29 de Noviembre de 2000 | 11:30 | AP
CAMP ZEIST, Holanda.- Un tribunal escocés donde se investiga el caso Lockerbie rechazó este miércoles una moción de levantar los cargos a uno de los dos libios acusados de hacer estallar el avión de Pan Am en 1988.

El presidente del tribunal, el juez Ranald Sutherland, dictaminó que se han oído suficientes evidencias contra Lamen Khalifa Fhimah como para justificar la continuación de su juicio. El defensor Richard Keen solicitó el martes el levantamiento de los cargos a su defendido, aduciendo que la fiscalía no ha demostrado vínculos entre Fhimah y el ataque.

Después de una audiencia de media hora, el magistrado aplazó las vistas hasta el 5 de diciembre, cuando la defensa empezará a presentar su caso. Si el tribunal hubiese accedido al pedido del defensor, habría equivalido a una absolución según la ley escocesa, dijo la experta Clare Connelly, de la Universidad de Glasgow.

"Esta decisión se tomó sin considerar la confiabilidad ni credibilidad de los testigos", aclaró. "De ningún modo indica que habrá una condena". Fhimah y su coacusado Abdel Basset Ali al-Megrahi, que la fiscalía caracterizó como agentes de inteligencia libios, son juzgados por asesinato y conspiración para asesinar a los 259 pasajeros del avión que estalló sobre Lockerbie, Escocia, el 21 de diciembre de 1988. Otras 11 personas murieron en tierra al caer los restos del aparato.

La fiscalía concluyó su testimonio la semana pasada después de convocar a 230 testigos. El juicio comenzó el 3 de mayo y se llevó a cabo en esta antigua base de la fuerza aérea en Holanda. Sutherland, al argumentar que el tribunal no estaba convencido de que no hubiese motivos para enjuiciar a Fhimah, mencionó la estrecha relación de éste con al-Megrahi, quien no presentó una moción similar de que se le levantasen los cargos en su contra.

El juez también aludió a evidencias en el diario de Fhimah y a testimonios de un agente doble libio de la CIA, Abdel Majid Giaka. En septiembre, Giaka dijo en su testimonio haber visto a el-Megrahi la noche antes del ataque, con una valija Samsonite marrón que coincide con la descripción de un testigo que dijo haber tenido la bomba.

También dijo que los acusados almacenaron explosivos en un aeropuerto de la isla de Malta, en el Mediterráneo, que fue el lugar de donde partió la bomba, según la acusación. Los tres libios trabajaban en Malta en las oficinas de la aerolínea libia.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores