Familiares víctimas de masacre de Winnenden piden reacción política

Los afectados leyeron una carta abierta al Presidente alemán, Horst Khler, la jefa de gobierno alemán, Angela Merkel, y el ministro del Interior de Baden-Wrttemberg, Gnther Oettinger.

21 de Marzo de 2009 | 07:36 | DPA

ALEMANIA.- Los familiares de las víctimas de la masacre de la localidad alemana de Winnenden, en la que Tim Kretschmer asesinó a 15 personas para luego quitarse la vida, exigieron hoy mediante una carta abierta que la tragedia tenga consecuencias políticas.


La misiva está dirigida al presidente alemán, Horst Khler, la jefa de gobierno alemán, Angela Merkel, y el ministro del Interior de Baden-Wrttemberg, Gnther Oettinger.


En ella se pide que se obstaculice el acceso de los jóvenes a las armas, se limiten las escenas violentas en televisión, se prohíban los videojuegos de asesinos, se tomen medidas de protección en Internet y se reglamente la información que los medios puedan dar sobre este tipo de casos.


Miles de campanas sonaron hoy en el suroeste de Alemania al comenzar en Winnenden el funeral en memoria de las 15 víctimas mortales. 900 invitados asistieron a la iglesia de San Carlos Borromeo en la plaza de Winnenden.


El obispo evangélico Frank Otfried July habló de la esperanza cristiana para las víctimas y el asesino: "No sepultaremos en el olvido tampoco al autor de esta horrible masacre, Tim Kretschmer", dijo July.


En el acto de hoy, elegido por las fuerzas políticas y sociales alemanas para manifestarse en relación con la masacre, hablarán Oettinger y Khler ante la presencia de Merkel y otros políticos de primera línea alemanes.


Un momento conmovedor tuvo lugar cuando se recordó a las 15 víctimas. Cada uno de los nombres se leyó en voz alta, y dos jóvenes transportaron una vela con los nombres por el camino que conduce a la iglesia, donde las encendieron y las dejaron junto con una rosa amarilla sobre el altar.


El acto puede seguirse en grandes pantallas de video en otras iglesias y estadios deportivos de la ciudad, y se transmite en directo por la televisión alemana.


La policía calculó que hasta 100.000 personas se acercarían a la ciudad para asistir al servicio fúnebre, triplicando prácticamente la población del lugar. Unos 500 policías y 900 efectivos de los servicios de emergencia trabajan para garantizar la seguridad.


El miércoles 11 de marzo, Tim Kretschmer irrumpió en su antiguo colegio de la localidad de Winennden, en el estado de Baden- Wttemberg, donde asesinó a mansalva a ocho alumnas, un estudiante y tres profesoras. Poco después, mientras huía de la policía, mató a otras tres personas antes de suicidarse.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores