Muammar al Gaddafi llega por primera vez a Italia, con "provocadora" fotografía

El líder libio se bajó del avión, saludó el Primer Ministro Silvio Berlusconi y luego se reunión con el Presidente Giorgio Napolitano, luciendo en su pecho una imagen de un héroe de la resistencia anticolonial.

10 de Junio de 2009 | 12:17 | EFE

ROMA.- El líder libio Muammar al Gaddafi llegó hoy a Roma luciendo en el pecho una foto en blanco y negro de un héroe de la resistencia anticolonial en Libia, gesto considerado en Italia como "una provocación", ya que se presentó así ante el Presidente Giorgio Napolitano y el Primer Ministro Silvio Berlusconi.


La visita de Gaddafi, la primera a Italia, país que colonizó Libia, despertó gran interés y todas las miradas estaban puestas en la portezuela del avión que lo trasladó a Roma.


Y no pasó desapercibido: el líder de la revolución libia salió del avión y descendió la escalerilla luciendo en la parte derecha de su uniforme militar una foto de la época colonial.


Una serie de medallas y condecoraciones ocupaban la parte izquierda del uniforme de Gaddafi, que cubría sus cabellos negros ensortijados con una gorra de gala y los ojos con unas gruesas gafas de sol.


Detrás de él se vio descender a un anciano, con el traje tradicional libio, al que le costaba bajar las escalerillas.


Las miradas de los presentes en el aeropuerto de Ciampino y de la prensa se detuvo en la foto y en el anciano, mientras el Primer Ministro, Silvio Berlusconi, que acudió a recibirlo a pesar de la contracción que padece en el cuello, se fundió con él en un abrazo.


Después se supo que se trataba de una foto del héroe libio de la resistencia Omar al-Mukhtar, uno de los líderes de la revuelta contra la colonización de Italia, conocido como el "León del Desierto".


Al-Mukhtar fue arrestado por los escuadrones fascistas italianos el 11 de septiembre de 1931 y condenado a muerte dos días más tarde por orden del "Duce", Benito Mussolini.


Mussolini envió a los jueces una carta en la que les animaba a una "ineludible condena" del libio, que fue ahorcado al día siguiente.


La foto retrataba el momento del arresto del "León del Desierto".


El anciano, octogenario, que iba detrás era Mohammad, hijo de Omar al-Mukhtar.


Gaddafi saludó a Berlusconi con la foto colgada, recibió los honores militares con el retrato y acudió al Palacio del Quirinal, sede de la Jefatura del Estado, de la misma manera, ante los atónitos ojos de los presentes, que vieron cómo el Jefe de Estado, Giorgio Napolitano, le estrechaba la mano con la foto de por medio.


Las criticas no se han hecho esperar. El partido Italia de los Valores (IDV), en la oposición, calificó de "imperdonable" el "silencio" del gobierno italiano ante la "provocación" de Gaddafi.


"Es el colmo. ¿Donde tenía Berlusconi los ojos? ¿Es posible que mientras le abrazaba no se dio cuenta de la provocación de Gaddafi?," dijo Stefano Pedic, senador de IDV, partido que ha criticado duramente que mañana el líder libio pronuncie un discurso en el Senado.


Por su parte, el senador vitalicio y que fue siete veces Primer Ministro, Giulio Andreotti, se preguntó "si vale la pena" recordar aquella época y abogó por mirar al futuro.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores