Monseñor Errázuriz oró en Te Deum por la paz de Chile y el mundo

El Cardenal Arzobispo de Santiago presidió la ceremonia que se realizó en la Catedral Metropolitana y que contó la presencia del Presidente de la República, Ricardo Lagos.

18 de Septiembre de 2004 | 12:34 | El Mercurio en Internet
SANTIAGO.- Con el solemne Te Deum Ecuménico, que se celebró a partir de las 11 horas en la Catedral Metropolitana, la Iglesia de Santiago conmemoró el 194° aniversario de la Primera Junta Nacional de Gobierno.

La ceremonia fue presidida por el Cardenal Arzobispo de Santiago, monseñor Francisco Javier Errázuriz, quien oró por la paz en Chile y en todo el mundo, ante la presencia de las máximas autoridades del país, encabezadas por el Presidente de la República, Ricardo Lagos, y su esposa Luisa Durán.

"Ha cundido el terror y el miedo en muchos países del mundo... En Chile queremos paz, donde no hay espacio para soberbios", fueron algunas de la palabras que dijo monseñor Errázuriz.

En su homilía, el Cardenal agradeció la creación de los tribunales de la familia así como también los triunfos conseguidos por los tenistas chilenos Nicolás Massú y Fernando González en los Juegos Olímpicos.

También se refirió a los atentados que ha sufrido el mundo, como los sucedidos en Madrid y Beslán. "Hay que luchar con más fuerza aún contra el terrorismo y la violencia, sólo así podremos estar en paz, darle paz a nuestros corazones", dijo monseñor Errázuriz.

Por otra parte, el Cardenal pidió para que los chilenos vuelvan a tener confianza entre sí, que para los próximas elecciones municipales los ciudadanos y candidatos pongan más atención en los programas y se olviden de las rencillas y los ataques de descalificación y criticó a los medios de comunicación que abordaron de manera "apresurada" los casos sobre presunta corrupción y pedofilia.

"El conocimiento de eventuales delitos, las filtraciones -verdaderas o ficticias- de las investigaciones serias que hacen los Tribunales de Justicia, y el trabajo inquisitivo y apresurado de varios medios de comunicación nos han sorprendido con polifacéticos escándalos: verdaderos, aparentes o del todo inexistentes. De hecho, de tiempo en tiempo algunos medios de comunicación no nos transmiten adecuadamente la realidad de ese Chile que respetan y admiran los pueblos hermanos".

Al tiempo que advirtió que la realidad de ciertos hechos "y los nombres de quienes por largo tiempo han aparecido como inculpados, ya sea en delitos económicos, en tráfico de influencia, en abusos de menores, en tráfico y consumo de droga, terminan por minar la confianza. Muchos chilenos se preguntan: ¿A quién podemos creerle? ¿Dónde están las personas honestas y las instituciones creíbles a las cuales se les puede dar plena confianza?".

Lagos: "El cardenal nos hizo reflexionar"

El Presidente de la República, Ricardo Lagos, señaló que el mensaje realizado por el cardenal Errázuriz, "nos hizo meditar" al llamar a mantener la paz dentro y fuera del país y lograr que la justicia ayude en este proceso.

"Veo que hoy hemos participado de un hermoso Te Deum, tanto por el simbolismo, por las rogativas y -por qué no decirlo- una muy lograda homilía del cardenal que señaló las razones por las cuales tenemos tanto que agradecer y tenemos tantas tareas importantes que cometer", comentó el Mandatario tras llegar al Palacio de la Moneda luego de la ceremonia religiosa.

Destacó el hecho que el cardenal haya llamado a agradecer por los avances, "pero preocuparnos por la paz fuera de nuestras fronteras y cómo somos capaces de preservarla dentro de nuestras fronteras".

"Lo planteado por el cardenal en lograr la paz a través de la justicia (...) nos ha hecho meditar a todos", concluyó.

Como lo ha sido desde 1971, el Te Deum tuvo carácter ecuménico, es decir contó con la participación de obispos y pastores de diversas iglesias cristianas: Ortodoxa, Luterana, Anglicana, Metodista y Evangélica, entre otras. También adhirieronn con su oración representantes de las comunidades judía y musulmana.

Entre los invitados también se encontraban el presidente del Senado, Hernán Larraín; el presidente de la Cámara de Diputados, Pablo Lorenzini; el presidente de la Corte Suprema, Marcos Libedinsky; el Nuncio Apostólico, monseñor Aldo Cavalli; los ministros de Estado y subsecretarios, el intendente de la Región Metropolitana, Marcelo Trivelli; el alcalde de Santiago, Joaquín Lavín; los comandantes en jefe de las Fuerzas Armadas, el general director de Carabineros y el director de Investigaciones.

Te Deum significa "A ti, oh Dios" y son las primeras palabras del canto de alabanza a Dios cuyo contenido es la acción de gracias: "A ti, oh Dios te alabamos y te bendecimos".

El origen del Te Deum es muy antiguo, de los primeros siglos de la Iglesia, y en Chile se celebra desde 1811, año en que José Miguel Carrera pidió a la autoridad eclesiástica de la época que celebrara una acción de gracias para conmemorar el primer aniversario de la Junta Nacional de Gobierno.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores