El mal de Alzheimer mata más rápido de lo que se pensaba

Los ancianos cuya mente se está deteriorando por la enfermedad de Alzheimer u otras formas de demencia mueren, por lo general, alrededor de los tres años después de los primeros síntomas, es decir, dos veces más rápido de lo que se creía, según un estudio publicado el jueves.

12 de Abril de 2001 | 15:50 | Reuters
BOSTON.- Los ancianos cuya mente se está deteriorando por la enfermedad de Alzheimer u otras formas de demencia mueren, por lo general, alrededor de los tres años después de los primeros síntomas, es decir, dos veces más rápido de lo que se creía, según un estudio publicado el jueves.

Los estimados anteriores fueron más elevados porque no tomaron en cuenta a las personas cuya demencia se desarrolló de forma tan súbita que murieron antes de que se les pudiera incluir en un estudio, informaron los investigadores en el New England Journal of Medicine.

Para obtener un estimado más confiable, un equipo dirigido por Christina Wolfson, de la Universidad McGill, en Montreal, utilizó una muestra aleatoria de 821 ancianos canadienses con alguna forma de demencia.

Los científicos calcularon la fecha en que comenzó la pérdida de memoria, basados en el momento en que acudieron al médico por primera vez debido al problema. Después realizaron un seguimiento de los voluntarios por un período de cinco años.

Hallaron que el tiempo promedio de supervivencia fue de 3,1 años para los 396 pacientes que probablemente tenían la enfermedad de Alzheimer, 3,5 años para los 252 con 'posible' Alzheimer y 3,3 años para las 173 personas cuyos problemas mentales eran causados por la reducción del flujo sanguíneo en el cerebro.

Estudios anteriores indicaron que los pacientes morían entre cinco y 9,3 años después que aparecen los síntomas.

"Estos resultados testifican el carácter maligno de la demencia en los ancianos", escribieron en un editorial Claudia Kawas, de la Universidad de California en Irvine, y Ron Brookmeyer, de la Universidad Johns Hopkins, en Baltimore.

"En el nuevo estudio, el pronóstico para los pacientes con demencia fue similar al de los individuos con algunos de los padecimientos más malignos, incluidas muchas formas de cáncer y cardiopatías", añadieron.

Wolfson y su equipo descubrieron que las personas que desarrollaron demencia a una edad temprana tendían a vivir más.

También hallaron que no existía vínculo entre el deterioro cerebral y el grado de educación.

Otra investigación sugirió que las personas con más educación tienen menores probabilidades de padecer Alzheimer.

Kawas y Brookmeyer advirtieron que el estimado de Wolfson sigue siendo impreciso porque "la mayoría de las personas con enfermedad de Alzheimer tienen síntomas varios años antes de recibir el diagnóstico".
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores