EMOLTV

Inflación de EE.UU. sorprende y se desacelera más de lo esperado en noviembre: Quita presión por nuevas alzas de tasas

La tasa interanual se ubicó en 7,1% en noviembre -el registro más bajo desde diciembre de 2021-, y cobra relevancia pues se conoce un día antes de que la Reserva Federal concluya su última reunión de política monetaria del año.

13 de Diciembre de 2022 | 11:21 | EFE, editado por I. Munita, Emol
imagen
El Mercurio
La tasa interanual de inflación en Estados Unidos continuó bajando y en noviembre se situó en el 7,1%, seis décimas por debajo de la de octubre, según los datos publicados este martes por la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS).

En términos mensuales, los precios de consumo solo subieron una décima en noviembre, según esta estadística, que se publica un día antes de que la Reserva Federal (Fed) informe su decisión de tasas de diciembre.

Según recuerda BLS, la tasa de inflación del 7,1% es la más baja desde diciembre de 2021.

La inflación subyacente, que excluye los precios de la energía y los alimentos, se situó en el 6% en su tasa interanual.

El gasto en vivienda, que aumentó el 0,6%, fue lo que empujó la ligerísima subida mensual, frente a otros componentes que pesan mucho en la inflación, como la energía, cuyos precios bajaron el 1,6% en un mes. Los precios de los alimentos subieron medio punto en un mes.

En términos interanuales se ha ralentizado el encarecimiento de la energía, que ahora se sitúa en el 13,1%.

La gasolina es ahora el 10,1% más cara que en noviembre de 2021, la electricidad ha subido en un año el 13,7% y el gas el 15,5%.

Los datos de la inflación se conocen un día antes de que la Reserva Federal concluya su reunión monetaria de diciembre, tras la que se espera que apruebe una nueva subida de los tipos de interés.

Se espera que dicha subida, no obstante, no sea tan elevada como las anteriores.

El pasado 30 de noviembre, el presidente de la Reserva Federal de EE.UU., Jerome Powell, aventuró que las subidas de tipos del banco central van a ralentizarse "tan pronto como diciembre", insinuando así que el próximo aumento será de 0,5 puntos en lugar de 0,75 como los que se han aprobado en los últimos meses.

Powell dijo no obstante que la inflación sigue siendo elevada y por tanto el tipo de interés oficial deberá mantenerse elevado durante más tiempo del esperado.

El tipo de interés oficial se encuentra actualmente entre el 3,75 % y el 4 %.

Cuando en noviembre pasado la Fed anunció su cuarta subida consecutiva de 0,75 puntos, Powell consideró que todavía queda margen para devolver la inflación a su objetivo del 2% sin provocar una recesión.

A la vista de los últimos datos de desempleo, la política monetaria restrictiva de la Fed no está aún afectando fuertemente al mercado laboral.

Y es que el desempleo en Estados Unidos no registró cambios en noviembre y la tasa se mantuvo en el 3,7%, 6 millones de personas.

En ese mes se crearon 263.000 nuevos puestos de trabajo, 2.000 más que durante octubre.