El debate que persiste cinco años después de la muerte del fiscal Nisman en Argentina

Desde ese 18 de enero de 2015, la mayoría de las incógnitas que rondan el fallecimiento del persecutor que presentó una denuncia contra Cristina Fernández por el Caso AMIA siguen sin resolver.

18 de Enero de 2020 | 11:20 | Redactado por Pía Larrondo, Emol
La Nación de Argentina
Este 18 de enero se cumplen cinco años de la muerte del fiscal argentino Alberto Nisman, un hecho que conmocionó a Argentina y que durante los años sigue dejando interrogantes respecto a las verdaderas causas.

El fiscal trasandino llevaba más de diez años tratando de resolver el atentado terrorista ocurrido en 1994 contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), en el que fallecieron 85 personas, y que es tildado como el "peor de los ataques" ocurridos en Argentina.

La semana antes de morir -producto de un disparo- Nisman denunció a la entonces Presidenta de ese país, Cristina Fernández, debido a que según él su Gobierno había firmado un acuerdo con Irán para llevar a cabo una investigación en conjunto del ataque a la AMIA. Para el fiscal, este acuerdo trataba de ocultar un pacto secreto que garantizaba la impunidad de los iraníes acusados por la justicia argentina por el ataque a cambio de impulsar las relaciones comerciales, situación que la Mandataria siempre ha negado.

El debate que se ha abierto desde el deceso del fiscal no está cerca de acabarse y aún deja muchas incógnitas, tales como si habrá justicia para las víctimas del ataque terrorista contra la AMIA, las verdaderas causas de la muerte de Nisman y la responsabilidad de Diego Lagomarsino en el hecho.

Las incógnitas del Caso Nisman

El 18 de enero de 2015, Nisman fue encontrado sin vida en su departamento en una de las zonas más exclusivas y seguras de Buenos Aires. Tal y como reportó CNN en Español, la justicia argentina señalaba como los autores intelectuales del ataque a la AMIA, a altos cargos del Estado iraní, algo que siempre fue negado desde Teherán.

Un día después del fallecimiento del fiscal argentino, el 19 de enero, estaba previsto que Nisman explicara la denuncia contra Fernández en la comisión de la Cámara de Diputados, pero nunca llegó a la instancia.

Ese día centenares de argentinos salieron a las calles a protestar y a exigir la verdad respecto de la muerte. Tras esto, la Mandataria respondió tratando el caso como un "suicidio". "¿Qué fue lo que llevó a una persona a tomar la terrible decisión de quitarse la vida?", decía la misiva de Fernández.

La participación de Diego Lagomarsino

El 26 de enero, Diego Lagomarsino, colaborador del fallecido fiscal, fue imputado por haberle dado el arma de donde salió la bala que le causó la muerte a Nisman.

En una entrevista a Lagomarsino otorgada a EFE durante esta semana, el hasta ahora único sospechoso de la muerte del fiscal asegura que es inocente.

"Me queda una tranquilidad enorme, que es que todos en algún momento nos vamos a encontrar con Alberto Nisman. Todos, no tenemos excepción. Y ahí van a saber que Alberto Nisman les va a decir que yo no tengo ningún tipo de participación en un plan, que él mismo me pidió el arma y que injustamente fui acusado", sostuvo.

El ingeniero informático siempre ha manifestado que el fiscal le pidió la pistola para proteger a sus hijas. "Yo el arma se la di a Alberto Nisman, es clarísimo que me tienen que investigar sin ninguna duda. Ahora, de ahí a decir que yo soy parte de un plan (...), dicen que yo se la di a un comando asesino, ¿quién sería tan estúpido en la vida de entregarle un arma a alguien a su nombre a un comando?", añadió.

Lo que lo llevó al procesamiento judicial fue el peritaje que realizó Gendarmería argentina en 2017, que llevó a la Justicia a cambiar la versión inicial de la "muerte dudosa" a investigar lo sucedido como un homicidio en que dos personas golpearon, drogaron y asesinaron a Nisman.

Lagomarsino fue el principal apuntado por esa investigación que se llevó a cabo durante el Gobierno de Mauricio Macri (2015-2019). El ex trabajador de Nisman hace 26 meses lleva puesta una tobillera electrónica que le impide alejarse a más de 100 kilómetros de su domicilio.

"Yo creo que en un momento él (Nisman) se vio entre la espada y la pared", opina Lagomarsino, quien intenta hacer una vida normal a pesar de su condición de "partícipe necesario en homicidio", figura legal por la que está procesado.

"Encubrimiento" del ataque a la AMIA

En 2017, cuando se llevó a cabo un segundo peritaje donde se concluyó que habían asesinado a Nisman, se dio a conocer una carta que envió el canciller iraní, Mohammad Javad Zarif, a su símil argentino, Héctor Timmerman, la que revivió los rumores de un posible encubrimiento del ataque a la AMIA.

Según sostuvo CNN, la misiva confirmaría la existencia de un acuerdo entre el Gobierno de Cristina y el Ejecutivo iraní del ex Presidente Mahmoud Ahmedinejad, para pedir el cese de las alertas de captura internacional de los sospechosos del atentado.

Según la carta, los cancilleres de Irán y Argentina enviaron una solicitud a la Interpol para que se ponga "fin a las obligaciones de esta institución con respecto a la causa AMIA".

Esto fue incluido en la denuncia formal contra Timerman y otros ex miembros del gabinete de Fernández de Kirchner, por supuesto encubrimiento y traición a la patria.

Ratificación de la tesis de asesinato

En 2018, un juez ratificó que Nisman fue asesinado en "directa consecuencia" de la denuncia por encubrimiento contra la ex Presidenta.

"En primer término, se ha de mencionar que nos encontramos frente a una investigación en la que se ha logrado acreditar prima facie que Natalio Alberto Nisman fue asesinado y que dicho suceso fue directa consecuencia de la denuncia que formulara el 14 de enero de 2015 como titular de la Unidad Fiscal de Investigación del atentado terrorista perpetrado contra la sede de la AMIA", dictó el fallo.

Esto provocó que un mes después, un magistrado ordenara un juicio oral para Cristina Fernández por supuesto encubrimiento en el caso de la AMIA, investigación originada por Nisman. Por su parte, Fernández defendió su inocencia acusando una "persecución política" en su contra.

A cinco años de la muerte

Tras cinco años sin pruebas contundentes sobre el Caso Nisman, los rumores se han reavivado tras el estreno de la serie documental de Netflix llamada "Nisman: El fiscal, la presidenta y el espía".

En la producción –grabada en 2017- unas declaraciones del ahora Presidente de Argentina, Alberto Fernández, lo han complicado los últimos días.

"Hasta el día de hoy, dudo de que (Nisman) se haya suicidado", opinó el líder peronista en el documental, que en ese momento se encontraba enemistado con la ex Mandataria, situación que cambió, ya que actualmente ambos se encuentran trabajando juntos en la Casa Rosada.

Los dichos provocaron que el Presidente trasandino saliera a dar explicaciones que lo contradecían: "Me gustaría saber qué pasó con Nisman y si se suicidó quisiera saber por qué se suicidó", expresó en entrevista con Radio 10.

"Este documental es de hace casi tres años, y hace tres años no existían muchas de las cosas que después fueron apareciendo. (…) ¿Qué pasó del 2017 en adelante? No apareció ni una sola prueba seria que diga que a Nisman lo mataron", agregó.

En la actualidad, el ahora nuevo Ejecutivo liderado por el peronista Fernández anunció que hará una "revisión técnica" del peritaje policial por estar disconforme con él, algo que ha desatado desconfianza por parte de la oposición.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores