Australia avanza en polémica norma para etiquetado de origen tras brote de hepatitis A

La legislación, respaldada por el Primer Ministro Tony Abbott, siguió a la aparición de varios casos ligados a berries cultivados en Chile y China y envasados en el país asiático.

26 de Febrero de 2015 | 04:31 | Reuters

Tony Abbott, Primer Ministro de Australia.

AFP (archivo)

SIDNEY.- El Primer Ministro de Australia, Tony Abbott, respaldó este jueves planes para introducir el etiquetado del país de origen en los alimentos, una medida que, según sus críticos, podría contravenir reglas de la Organización Mundial de la Salud (OMC).

La disposición fue propuesta luego de la detección de un brote de hepatitis A que estaría ligado, según informes conocidos en ese país, a berries cultivados en Chile y China y envasados en el país asiático.

Los casos confirmados de la enfermedad ascienden a 18 y corresponden a productos vendidos por la firma Patties Foods Ltd.

El brote fue relacionado con condiciones deficientes de higiene en una planta de envasado chino. Las bayas fueron cultivadas en Chile y China antes de ser procesadas en la citada instalación.

Tras la aparición de los casos, autoridades ordenaron el fin de semana pasado retiro de productos bajo las marcas Nanna's Frozen Mixed Berries y Creative Gourmet Mixed Berries.

Entre los frutos envasados en la instalación china se contaban fresas, frambuesas y moras producidas en China y arándanos procedentes de Chile, según el diario británico "The Guardian".

Incentivo a productos locales

Abbott confirmó que había solicitado a los miembros de su gabinete que redacten una legislación a finales de marzo, con el fin de brindar mayor transparencia a los consumidores.

Según la normativa actualmente vigente en ese país, basta con incluir en productos alimenticios la frase "hecho con ingredientes australianos e importados" , sin que exista la necesidad de detallar el origen exacto de cada componente o dónde fue empacado.

La determinación adoptada por Abbott marca un giro con respecto a su posición anterior, según la cual dicha normativa elevaría el costo de los alimentos.

"No queremos añadir innecesariamente a las cargas de las empresas, pero sí queremos garantizar que los consumidores reciban la información que necesitan y el público esté protegido. Así que vamos a hacerlo de la manera más favorable con los negocios", justificó Abbott en Canberra.

De hecho, Australia fue uno de los demandantes contra Estados Unidos después de que este país introdujo el año pasado sus propias leyes de etiquetado del país de origen en los productos de carne.

La OMC falló contra Washington en octubre y argumentó que el etiquetado del país de origen proporciona un incentivo para favorecer al ganado doméstico.

Gerard McManus, portavoz del ministro de Agricultura de Australia, indicó que la instrucción entregada por Abbott especifica asegurar que la legislación propuesta en su país no contravenga las normativas de la OMC.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores