Dos altos militares brasileños acusados de omisión en casos de DD.HH.

Los uniformados, designados por el presidente Lula para integrar el Supremo Tribunal Militar, habrían conocido de supuestos casos de tortura ocurridos entre 1997 y 1999 en instalaciones militares, según denunciaron grupos vinculados a la defensa de los derechos humanos.

18 de Enero de 2004 | 12:01 | ANSA
BRASILIA.+- Dos militares designados por el presidente Luiz Inácio Lula da Silva para integrar el Superior Tribunal Militar fueron acusados de delito de omisión en casos de tortura dentro de cuarteles, que se habrían cometido entre 1997 y 1999, durante el período democrático.

De acuerdo con el diario Jornal do Brasil, los dos militares nombrados por Lula da Silva, el almirante José Alfredo Lourenço dos Santos y el teniente brigadier Flavio de Oliveira Lencastre, fueron acusados por el grupo Tortura Nunca Más y una asociación del Estado de Pará, norte de Brasil.

Las denuncias están siendo analizadas por el Supremo Tribunal Federal, el máximo organismo judicial del país, que ya pidió informaciones a la presidencia.

Según la organización Tortura Nunca Más, hace cuatro años "fueron ampliamente divulgadas por la prensa innumerables denuncias de torturas y otras agresiones practicadas en la cárcel del Batallón de Infantería, unidad del Tercer Comando Aéreo Regional, localizado en Río de Janeiro".

La asociación de derechos humanos recordó que el jefe de ese comando era el brigadier Lencastre, uno de los dos militares propuestos por el presidente Lula da Silva para ocupar un lugar en el Supremo Tribunal Militar.

Esas torturas habrían sido practicadas entre 1997 y 1998 por 11 militares contra soldados, según el grupo Tortura Nunca Más.

En cuanto al almirante Santos, fue acusado por la Asociación Beneficente, Religiosa, Cultural y Deportiva de los Militares de la Armada, ubicada en Pará, de haber intentando encubrir las supuestas torturas que en 1999 habría sufrido el cabo Joao Veloso de Carvalho.

El Superior Tribunal Militar está formado por 15 miembros, 10 militares y 5 civiles, que son nombrados por el presidente con acuerdo del Senado.

Dos de sus miembros cumplieron 70 años de edad y por lo tanto debieron jubilarse, por lo cual el presidente Lula da Silva designó al almirante Santos y el teniente brigadier Lencastre.

Los nombramientos de Santos y Lencastre ya fueron aprobados por el Senado.

El titular del Supremo Tribunal Militar, el juez Carlos Alberto Marques Soares, desestimó las denuncias contra Lencastre y Santos y las calificó de "capciosas, sin ningún fundamento", en declaraciones a Jornal do Brasil.

Marques Soares afirmó que las denuncias sobre esos supuestos casos de torturas ya fueron investigadas por el Supremo Tribunal Militar y archivadas por falta de pruebas.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores