Jeanne dejaría 11 personas muertas en República Dominicana

Siete de las víctimas fatales han sido confirmadas por la Comisión de Emergencia, y se investiga el reporte de otras cuatro personas fallecidas por causa del huracán.

18 de Septiembre de 2004 | 18:45 | Reuters



Limpiar y sacar el barro es una de las tareas a las que se ha dedicado la mayoría de los residentes de Ramón Santana, 90 kilómetros al este de Santo Domingo, en República Dominicana. (Fotos:AP)
SANTO DOMINGO.- Las autoridades dominicanas acudieron el sábado en auxilio de miles de familias damnificadas tras el paso de la tormenta tropical Jeanne, estableciendo puentes aéreo o abriendo vías alternativas de comunicación para llegar a medio centenar de poblaciones aisladas por las crecidas de ríos y arroyos.

La Comisión Nacional de Emergencia dijo que la ayuda, consistente en alimentos, medicinas y frazadas, se estaba enviando a través de helicópteros, vehículos pesados o embarcaciones de la Marina de Guerra, especialmente a las regiones este y noreste del país, donde los vientos y las lluvias de Jeanne causaron los mayores estragos.

La Comisión aumentó a siete el número oficial de víctimas, aunque informó que investigaba informes de las gobernaciones provinciales de Hato Mayor, El Seibo y Samaná que han reportado otros cuatro muertos, elevando a 11 el número de bajas humanas a causa del fenómeno.

El número de personas evacuadas incrementó también a 32,201, de los cuales 20,703 se encuentran en refugios oficiales tales como escuelas, centros comunales e iglesias y el resto en casas de familiares y amigos, en tanto que los heridos sumaban 246 en todo el país, dijo la Comisión en su último informe.

"Estamos tratando de llegar como se pueda a las zonas afectadas, pero aún existen varias carreteras y caminos bloqueados por inundaciones y árboles derribados por los vientos tan fuertes, dijo Luis Luna Paulino, director de la Defensa Civil. Agregó que las tareas de despejos de vías están a cargo de brigadas del Ministerio de Obras Públicas.

El sábado continuaba lloviendo sobre una amplia región de la República Dominicana a causa de una gran zona nubosa, informó el Servicio de Meteorología.

La tormenta tropical Jeanne, que por un momento se convirtió en huracán con vientos superiores a los 120 kilómetros por hora, abandonó el viernes las costas dominicanas degradada a tormenta tropical, después de azotar con fuerza todo el litoral este, noreste y norte de la República Dominicana.

Las lluvias han provocado que las autoridades amplíen la alerta hasta las poblaciones de las regiones noroeste, sur y suroeste del país que hasta la fecha no habían sufrido los embates del fenómeno atmosférico, según la Comisión Nacional de Emergencia.

En Monte Plata, 65 kilómetros al noroeste de Santo Domingo, unas 1.000 personas fueron evacuadas el sábado a causa del desbordamiento de un río que ha dejado incomunicada algunas zonas rurales y urbanas, dijo el vocero de la Comisión.

En Padre Las Casas, 140 kilómetros al Sur de Santo Domingo, una veintena de comunidades han quedado aisladas también a causa del desbordamiento de ríos y arroyos, en tanto que la población de Guayabal, en Azua, en la misma región, estaba aislada.

Las autoridades lograron llegar la noche del viernes a la población de Ramón Santana, 70 kilómetros al este de Santo Domingo, donde unas 100 viviendas fueron inundadas y sus habitantes vivieron horas de angustias al quedar aislados por la crecida del río Soco.

El ministro de Agricultura, Amilcar Romero, anticipó que los daños en las áreas agrícolas son cuantiosos, especialmente en la zona del Bajo Yuna, en el noreste del país, próximo a la península de Samaná, donde se recolectaba la cosecha de arroz.

El Pesidente Leonel Fernández recorrió el sábado en helicóptero las zonas afectadas, especialmente las poblaciones de San Pedro de Macorís, Hato Mayor, El Seibo e Higuey, en el este del país, así como Nagua y Samaná, en el noreste, donde impartió instrucciones para que se atienda a las familias afectadas y las brigadas de socorros trabajen en el restablecimiento de la comunicación terrestre con las zonas aisladas.

"Más que una presencia simbólica, a lo que aspiro es a que efectivamente tengamos respuesta rápida a los problemas que se han presentado", dijo Fernández al ser abordado por periodistas locales en El Seibo, 130 kilómetros al este de Santo Domingo.

El gobernante suspendió una gira que iniciaría el domingo por las ciudades de Nueva York y Chicago, en Estados Unidos, para ponerse al frente de las labores de socorro.

Las autoridades dijeron que en las poblaciones del litoral este y noreste numerosas viviendas sufrieron daños de consideración y que en la zona turística de Las Terrenas, en el extremo norte de la Península de Samaná, varios hoteles sufrieron serios daños en su estructura.

El barrio "Los Pescadores", vecino a la playa, fue destruido en casi un 50 por cieneto por la furia de Jeanne, pero no se reportaron victimas humanas, dijo la Comisión.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores