El clan Fujimori: El escenario que viven los herederos de la familia más conocida de Perú

Keiko, Hiro, Sachi y Kenji son los hijos de uno de los presidentes más recordados del país vecino. Mientras dos de ellos se disputan el liderazgo de los adherentes de su padre, otros dos son indagados por lavado de activos.

26 de Diciembre de 2017 | 13:36 | Por Valentina Salvo, Emol

Sachi, Hiro, Keiko y Kenji Fujimori.

El Mercurio (archivo)
SANTIAGO.- Los últimos días, el clan Fujimori se ha posicionado en el centro del acontecer político en Perú. La última de las informaciones sobre la famosa familia surgió este domingo, cuando el Presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynsk (PPK), le otorgó a Alberto Fujimori el "indulto humanitario" por su estado de salud.

Sin embargo, esta histórica acción llega luego de que dos de los hijos del cabecilla del clan protagonizaran un episodio en el Congreso que estuvo ad portas de terminar con la salida de PPK del poder.

Keiko, Hiro, Sachi y Kenji, son los hijos Fujimori. Dos de ellos han decidido dedicarse a la política siguiendo los pasos de su padre y defendiendo el apellido a nivel público. Los otros dos han preferido permanecer en el bajo perfil.

La "hija bendita" de Fujimori

La vida de la familia Fujimori cambió radicalmente cuando Alberto, conocido como "chinito", logró adjudicarse la presidencia en 1990. Tras ello, se convirtieron en ícono de la política de Perú y el apellido pasó a ser parte clave de la historia del país.

Keiko Sofía – cuyo nombre significa "hija bendita"- tenía 15 años cuando su padre llegó al poder. Tres años después, y luego de la ruptura matrimonial de sus padres, asumió como primera dama de Perú. Su labor como tal fue bien vista y nunca se le vinculó demasiado a lo realizado durante el Gobierno de su padre. Ello, hasta que con el paso del tiempo comenzó sus incursiones en la política, que terminaron por convertirla en la representante del fujimorismo.

Como máxima líder del partido, lo renovó para separarlo de la imagen autoritaria de su padre, dejó de lado el ala más dura del fujimorismo y lo llamó Fuerza Popular. A sus 42 años fue candidata presidencial dos veces: contra Ollanta Humala y luego contra Kuczynski. En ambas perdió debido a que el voto antifujimorista y las críticas por los delitos de lesa humanidad y corrupción cometidos por Alberto, fueron más fuertes.

Además de las críticas por su apellido, Keiko es investigada por presuntamente haber recibido aportes de campaña irregulares por parte de la empresa constructora Odebrecht, protagonista de una red de corrupción a nivel latinoamericano.

A pesar de ello y aunque actualmente no ostenta ningún cargo público, Keiko tiene el liderazgo del partido. De hecho, mantuvo el respaldo de 61 legisladores de los 71 con los que cuenta la colectividad en el Congreso. Uno de sus principales frentes ha sido la solicitud del indulto para su progenitor, condenado a 25 años de cárcel. Una petición que fue rechazada tanto por los ex presidentes Alan García y Humala, pero que finalmente fue concedida este domingo por Kuczynski.

El "rebelde" Kenji

No obstante, no habría sido precisamente Keiko quien logró que las negociaciones para la salida de su padre de la cárcel dieran fruto. La exitosa labor fue ejercida por su hermano menor, Kenji. Con 37 años de edad, el rebelde diputado del Fuerza Popular desobedeció las órdenes lanzadas por su hermana a todo el partido y se abstuvo de votar a favor de la destitución de PPK.

Kenji Gerardo, el benjamín de los Fujimori, siempre fue conocido como un joven complicado. Entre los escándalos que protagonizó se encuentra la divulgación de un video en el que aparecía haciendo gestos obscenos con su perro y, posteriormente, el hallazgo de cocaína en una de las empresas a las que estaba ligado. También se le investiga por presunto lavado de activos.

Pero su imagen desfavorable cambió radicalmente años después. Fue el congresista más votado en 2011. Representa la esencia del fujimorismo más duro y se ha convertido en la voz de su padre, poniendo en jaque la imagen de su hermana como líder absoluta del sector político al cual ambos pertenecen.

De hecho, ha cuestionado las decisiones de Keiko en múltiples ocasiones y la ha desafiado con declaraciones incendiarias y en contra de los lineamientos que ella ha consignado para el partido. En castigo, su militancia fue suspendida de forma temporal, lo que le impide pronunciarse como vocero legítimo ante los medios de comunicación o participar de los debates en el Congreso.

Aquello no le impidió, no obstante, pronunciarse en redes sociales poco antes de la votación de la vacancia de PPK, anunciado su abstención y la de otros nueve diputados de Fuerza Popular que le siguen. La movida estratégica de Kenji demostró una fractura en el fujimorismo, que ya no se alinea por completo detrás de la figura de Keiko.

La faceta no política

Pero al contrario de Kenji y Keiko, Sachi y Hiro decidieron mantenerse fuera de los focos de la opinión pública. Sachi, arquitecta, se casó con un diseñador aeronáutico alemán en 2010. Fue noticia porque el lugar escogido para la ceremonia religiosa fue la Diroeas, donde estaba preso su padre. En tanto, Hiro, el mayor de los hermanos, se casó y radicó en Japón.

No obstante, tanto Sachi como Hiro han hecho noticia por estar siendo investigados por presunto lavado de activos en el denominado caso Limasa. Caso que hace referencia a la empresa de la que Kenji es dueño en un 21% y la misma en que se incautaron 100 kilos de cocaína en 2013. La dirección de esta compañía sería tomada por Hiro ese mismo año, quien retornó a Perú tras el escándalo.

La familia Fujimori, a pesar de las complicaciones, hoy celebra una navidad más dulce. A pesar de las protestas y reclamos de cinco mil personas que este lunes salieron a manifestarse a las calles, Alberto Fujimori saldrá en libertad tras pasar una década en prisión.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores