EmolTV

Las propuestas y dudas que genera la idea de Metro de rediseñar las futuras líneas

Expertos abordan lo comentado por el presidente de la estatal, Louis de Grange, a raíz de los ataques del 18-O.

10 de Diciembre de 2019 | 06:11 | Por Fernanda Villalobos Díaz, Emol

La estación San Pablo fue una de las que fue blanco de un ataque incendiario

Agencia Uno/Archivo
El presidente de Metro de Santiago, Louis de Grange, ahondó un poco más respecto a "repensar el diseño" de las futuras líneas del tren subterráneo tras los ataques incendiarios que sufrieron algunas estaciones el pasado 18 de octubre.

Este lunes, en entrevista con Radio Cooperativa, el ejecutivo apuntó a que "hay aspectos de seguridad que tenemos que replantearnos", también la forma en que "se insertan las estaciones en el espacio urbano".

"Metro generalmente se ha caracterizado por tratar de aportar al espacio urbano. Uno ve el acceso a algunas estaciones como Parque Almagro (L3) o Inés de Suárez (L6) que hacen un aporte al entorno, usan mucho material transparente, también por respeto al entorno de los monumentos nacionales, tenían unos diseños súper poco invasivos y resulta que los destruyeron completamente", explicó.

"La forma en que se insertan los accesos de Metro al entorno urbano, que era un plus histórico de la empresa, tenemos que repensarlo, de la misma forma los accesos a los portones, tienen que ser de otro estándar", añadió De Grange.

Al preguntarle sobre la posibilidad de que las futuras estaciones sean soterradas, señaló que esto "es importante, porque de las cinco estaciones que fueron quemadas simultáneamente el viernes 18 eran todas en viaducto (Línea 4), entonces uno se replantea efectivamente la decisión de hacer el metro soterrado. Más allá de que es un aporte urbano y libere espacio en superficie, también tuvo esta repercusión, son las que más fácil se recuperaron".

La perspectiva de los expertos

Franco Basso, director del Centro de Innovación, Transporte y Logística UDP, sostiene que "hay un patrón común en las estaciones que han sido más dañadas: son justamente las que son en superficie, las que están en altura como las de la Línea 4, y las que tienen componentes que son más posiblemente inflamables como Trinidad o Elisa Correa. Entonces lo primero que debería avanzarse es en escoger los materiales de modo que el grado de inflamación no sea tan alto".

Por su parte, Jeanette Orozco, directora nacional de Fundación Viable, comenta que "el diseño de los accesos es el principal desafío y/o elemento a rediseñar ya que es el punto de comunicación entre el subsuelo y la superficie urbana. Los accesos debiesen ser más que sólo una entrada, pudiendo estar insertos en otros proyectos urbanos".

"Un ejemplo de ello es Los Leones donde la estación está en un edificio completo por lo que la relación con la calle es más indirecta: existen galerías comerciales o edificios tipo 'mall abierto' que retrasan y aminoran la relación con la superficie. No se trata de diseñar estaciones tipo búnker para que sean más seguras, sino que repensar la forma en que se insertan en su contexto", agrega.

En tanto, Felipe Ulloa, consultor internacional en transporte e infraestructura, subraya que "pensar en un cambio de diseño de las estaciones, que eleven los costos del sistema por una falencia de seguridad interior, es decir, falencias de Carabineros, es un absurdo y deja entrever la poca claridad en la gestión institucional. Las infraestructuras se tienen que resguardar con la fuerza pública en situaciones de excepción, lo que justamente falló en medio del estallido social".

Soterramiento

Respecto al soterramiento, el académico considera que "la idea es que no solamente el trazado, sino que también la estación propiamente tal sea soterrada y con acceso bastante controlado. Evidentemente como las líneas más antiguas, y otras no tan antiguas como la 4, tenían esencialmente la estación completa a la vista y eso hacía más fácil que gente inescrupulosa pueda entrar".

"Obviamente eso va a tener un costo mayor, pero en virtud de la seguridad de los pasajeros bien vale la pena", acota.

107estaciones de Metro están operativa actualmente
"El metro juega un rol en términos de la calidad del espacio urbano que provee y de hecho una de las ventajas que tiene es que no solamente permite mejorar los tiempos de viaje y la calidad de servicio al usuario, sino que también aporta al entorno urbano y definitivamente el metro tiene que seguir haciéndolo. No se puede renunciar a uno de los principales valores que tiene que es entregar calidad de vida que están cerca de las estaciones".

Una visión distinta tiene la arquitecta: "No necesariamente hacer las estaciones soterradas las hará más seguras. El tema del soterramiento debiese estar asociado más bien a que una línea soterrada genera muchísima más plusvalía en un lugar versus una estación en viaducto, y eso debiese ser prioridad al hablar de una inversión urbana tan alta".

"La vandalización a partir del estallido social ha puesto de manifiesto que las estaciones de Metro, sin importar que estén soterradas, en viaducto o en trinchera son determinantes en la construcción de la ciudad. Una nueva línea transforma por completo una comuna y los ejes urbanos en que se inserta", destaca. Orozco.

"(Las estaciones) debieran aportar urbanamente al lugar en el que están, por ejemplo, ofreciendo diversos programas y equipamientos al sector tanto de locales comerciales, librerías, servicios, programas públicos, todo eso puede estar dentro de la estación, pero (en los casos en que es posible) los accesos pueden ser a partir de otro edificio que albergue estos programas"

Jeanette Orozco, directora Fundación Viable
Sobre este tema en particular, Ulloa es tajante: "Se equivoca el presidente de Metro al abrir una discusión que cambia el foco real del problema, pues aquí se debe pensar en reestructurar la institución de Carabineros de Chile. Se necesita generar una policía para el servicio de transporte público como ocurre en muchos países, por ejemplo, EE.UU.".

"Por eso, hablar de soterramiento o cambio de diseño no tiene ningún sentido si Metro primero no cuenta con seguridad mínima que garantice su buen funcionamiento", asegura.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores