Las implicancias que podría traer para los postulantes y las universidades la cancelación de la PSU de Historia

Emol conversó con cuatro expertos respecto a las consecuencias que tendrá la decisión del Consejo de Rectores. "Frustración" y "complicarles la vida" fueron algunas de las respuestas.

10 de Enero de 2020 | 09:41 | Por Francisca Martens Riumalló, Emol
El Mercurio (archivo)
SANTIAGO.- El Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (CRUCh), organismo a cargo de la Prueba de Selección Universitaria (PSU), resolvió este jueves posponer para el 27 y 28 de enero los tests que no se pudieron rendir por el boicot que realizaron algunos estudiantes secundarios y cancelar definitivamente la de Historia debido a la filtración de un facsímil.

Aldo Valle, vicepresidente del CRUCh, sostuvo que el test de Historia, Geografía y Ciencias Sociales "no va a poder ser tomada en este proceso de admisión", esto debido a la logística que implica, ya que se trata de la prueba con "mayor extensión territorial porque la rinden más de 200 mil estudiantes".

Ante ello, el académico explicó que en este caso al estudiante se le asignará el "mejor puntaje que tenga en alguno de los otros factores, ya sea la prueba de Matemática, Lenguaje, las notas de enseñanza media (NEM) o el ránking de notas".

Dentro del CRUCh, el cual está compuesto por 30 universidades, hubo discrepancias acorde a esta decisión y así lo demostró el rector de la Universidad de Talca, Álvaro Rojas, quien afirmó que "mi opinión era que había que intentar hacer todos los esfuerzos por tomarla, aún a costa de atrasar mucho la matrícula, (...) entiendo y comparto que la decisión que se tomó es buena, pero pensé que habría sido posible haber hecho un mayor esfuerzo". Asimismo señaló que junto a él, tres representantes más pensaban de la misma manera.

A pesar de que las implicancias que traerá esta decisión son aún inciertas, Emol conversó con cuatro expertos para que dieran su opinión respecto a lo que podría suceder y sus consecuencias, especialmente para aquellos postulantes que habían preparado en específico esa prueba.

"Complicarles la vida"

El ex director del Demre Sergio Caruman explicó que está de acuerdo con la decisión tomada por el CRUCh ya que era "la más salomónica", pero que el "efecto secundario negativo" que trae es que "alumnos con un buen puntaje en la asignación del puntaje en la prueba de Historia a lo mejor van a entrar a estudiar una carrera que en definitiva no era la que querían estudiar o no era la que ellos creían que podían resolver satisfactoriamente".

"El problema va a ser que la gente que tenía capacidades en el área humanística van a perder la posibilidad de sacar el puntaje más alto"

Víctor Salas, director del Observatorio de Políticas Públicas en Educación Superior
El director del Observatorio de Políticas Públicas en Educación Superior, Víctor Salas, sostuvo también que esto puede afectar a los postulantes ya que "hay gente que tiene más preparación en algunas áreas y le exigen más puntaje, entonces van a complicarle la vida a los cabros".

"El problema va a ser que la gente que tenía capacidades en el área humanística van a perder la posibilidad de sacar el puntaje más alto, por mucho que le ofrezcan compensar con el puntaje más alto que hayan obtenido no los va a beneficiar porque efectivamente los que están especializados o son del área humanística lo más probable es que ahí es donde se hubieran destacado más", agregó.

Hay inscritos que, durante uno o dos años, prepararon especialmente el test específico de Historia o que "apostaban" a subir su puntaje gracias a esa prueba, al respecto, Caruman señaló que la resolución adoptada por el Consejo de Rectores "sin lugar a dudas" los perjudica, "sobre todo estudiantes que querían postular a carreras de humanidades, ciencias sociales, muchas pedagogías", agregó.

Asimismo, existen colegios y establecimientos educacionales con mayores exigencias que otros, lo cual se traduce en un NEM menor y podría afectar en la asignación del puntaje. El ex director Demre estuvo de acuerdo con esto, "la idea de la prueba era neutralizar estos factores de diferencia que son a veces bien importantes y radicales entre un colegio y otro y por lo tanto 'emparejar la cancha' para los estudiantes, pero claramente dada las diferencias naturales que existen entre la educación particular y la municipal y subvencionada eso es particularmente complejo para efectos de la prueba, que te muestra una radiografía del sistema. Y claramente lo que hizo el Consejo de Rectores con esta decisión fue tratar de resolver de la mejor manera posible los factores de selección con lo que había disponible".

La frustración: el mayor desafío

Los expertos coinciden en que un gran problema y el mayor desafío para los postulantes es la frustración y cómo lidiar con ella.

"Aquí la frustración va a ser para quienes estaban en el área humanística y que no pudieron rendir la prueba", señaló Salas.

Ruth Arce, profesora de historia y directora de Pedagogía en Educación Media de la Universidad Diego Portales, cree que "la mayor consecuencia que trae es una cuestión que tiene que ver con ellos, con sus sentimientos, con la idea de la incertidumbre, de la injusticia, con la frustración".

"Creo que la frustración debe ser la característica fundamental que tienen aquellos estudiantes para los cuales la prueba de Historia representaba aquella por la que se la habían jugado", agregó.

Además, indicó que hay un desgaste debido a la preparación que tiene la PSU. "Probablemente un papá que pagó un preuniversitario por un año o dos o aquellos estudiantes cuyos padres lo enviaron a una institución preuniversitaria desde primero medio el nivel de frustración debe ser altísimo", afirmó.

Universidades y Facultades de Historia

Las universidades son otras entidades que se verán afectadas por esta decisión y Caruman explicó cómo funciona la selección de los estudiantes y qué implicará la resolución del CRUCh. "El modelo de pruebas PSU supone diversificación de los factores de selección, es decir entre más distintos sean entre ellos mismos, mayor confiabilidad y precisión vas a tener en el pronóstico de un buen rendimiento por parte de los estudiantes en el primer año de la universidad", indicó.

"Lo que la prueba les garantiza a las universidades es la posibilidad de que estés seleccionando a los más adecuados para las carreras de acuerdo a los factores de selección y las ponderaciones. Si tú cambias el algoritmo evidentemente esos resultados de selección van a ser distintos"

Sergio Caruman, ex director Demre
"Al complementar el puntaje de Historia con el mejor puntaje disponible lo que tú estás haciendo es perder fineza en términos de esa predictibilidad, (...) Cuando tú anulas uno de estos factores, la posibilidad de que efectivamente se produzca deserción en un primer año va a ser mayor que en el proceso anterior", sostuvo.

Asimismo dijo que lo que la prueba le garantiza a las universidades es la "posibilidad de que estés seleccionando a los más adecuados, a los más idóneos para las carreras de acuerdo a los factores de selección y las ponderaciones. Si tú cambias el algoritmo de selección evidentemente esos resultados de selección van a ser distintos".

En tanto, Salas señaló que "seguramente van a bajar los promedios de entrada".

Patricio Bernedo, decano de la Facultad de Historia de la Universidad Católica, contó que en el caso de la UC aproximadamente el 50% de las carreras requieren, con distintas ponderaciones, la PSU de Historia.

35% pide la Facultad de Historia de la Universidad Católica de la prueba para postular
En el caso de Licenciatura de Historia, carrera que él preside, indicó que esta pide un 35% de ese test y que por lo tanto "se ve más afectada". "Nos genera una complicación en el sentido que dada esa alta ponderación que tiene, sinceramente no sabemos y va a ser difícil saberlo qué consecuencias nos va a traer", manifestó.

"La prueba de Historia lo que busca medir es compresión de procesos históricos, políticos, culturales, económicos, geográficos, entonces esa capacidad que los estudiantes pueden mostrar a través de ella, no la vamos a poder tener expresada en un puntaje y vamos a tener que recurrir, a la prueba que hayan tenido el puntaje más alto", explicó

Bernedo dijo que "tenemos una gran pregunta por delante" respecto a qué ocurrirá pero que "vamos, quizás, a no recibir a algunos de los estudiantes que habían preparado de manera prioritaria esta prueba y que ellos esperaban obtener un puntaje alto", situación que calificó como "una injusticia muy grande".

"Ahí podría generarse una distorsión, ahí está parte importante del problema", concluyó.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores