EMOLTV

Uso de test de antígenos: Un 28% hizo "aislamiento parcial" tras dar positivo y segmento ABC1 el que más los compra

El estudio, elaborado por el CIPS-UDD y Panel Ciudadano, pone de manifiesto factores como el acceso de estas herramientas y la necesidad de educar sobre su utilización, especialmente a mayores de 50 años.

04 de Agosto de 2022 | 08:00 | Redactado por Daniela Toro, Emol.
imagen

Imagen referencial.

El Mercurio
En los últimos seis meses, un 22% de las personas declara haber comprado alguna vez un test de antígenos autodiagnóstico covid-19, y los grupos que más han adquirido esta herramienta son los segmentos económicos más altos. En tanto, entre quienes dieron positivo, un 28% dice haber hecho un aislamiento "parcial".

Esas son algunas de las conclusiones del estudio realizado por el Centro de Políticas Públicas e Innovación en Salud de la Facultad de Gobierno de la Universidad del Desarrollo (CIPS-UDD) junto a Panel Ciudadano, cuyo objetivo era conocer las conductas de la población chilena frente a estos test, puesto que a la fecha no existen datos oficiales al respecto.

La encuesta fue realizada vía telefónica entre el miércoles 8 de junio y el jueves 9 de junio, en un sondeo donde participaron 1.200 individuos, de los cuales 988 respondieron a las preguntas, dando una tasa de respuestas del 82%. El margen de error es del 3,1% al 95% de confianza.

Si una persona resulta positiva de un test doméstico de antígeno, realizado fuera de la red de laboratorios acreditados, el Minsal recomienda que la persona "sea evaluada por un médico, reforzar las medidas de autocuidado y realizarse cuanto antes un examen PCR o Antígeno en un lugar autorizado". Sin embargo, el pasado 10 de junio, el Minsal dijo a Emol que se encontraba preparando una resolución para que los test de antígenos autoaplicados permitan acceder a una licencia médica por covid-19.

En enero y febrero de 2022 se registró un importante aumento de casos, a cinco meses de la llegada de la variante Ómicron a Chile, y en mayo nuevamente hubo un alza de infecciones, con 15 mil casos confirmados semanales. Estos casos fueron aumentando en porcentajes sobre el 10% respecto a su semana anterior durante mayo y junio, hasta llegar a los 62 mil casos confirmados por PCR y antígeno en la última semana de junio.

En ese contexto, el 13 de mayo de 2022 sesionó la Comisión Nacional de Respuesta Pandémica (CNRP) y trató el autotesteo con test de antígeno, donde se consideró que ante dicha situación epidemiológica, "puede ser utilizado dado su mayor capacidad de acceso y alcance en la población general. Se valora y apoya dicha práctica, en el entendido que refleja la responsabilidad individual de las personas frente a su salud y quienes les rodean", señala la minuta.

Asimismo, el consejo recomendó entregar información a la población sobre su correcto uso: "oportunidad en que se deben tomar, el método de aplicación, la forma de interpretar su resultado y la calidad de los test de antígenos utilizados, así como establecer mecanismos para garantizar el
acceso a beneficios para casos confirmados (por ejemplo, la licencia médica) y para dar seguimiento al uso poblacional de los test de antígeno, por ejemplo a través de las ventas de farmacia. Por otro lado, se solicita la recolección de evidencia y el análisis de la situación nacional en el rendimiento del autotesteo".

Acceso y educación sobre el uso


Al preguntar si en los últimos seis meses ha comprado un test de antígenos autodiagnóstico covid-19 para utilizarlo en su domicilio, el 78% de los encuestados respondió que no lo ha hecho en dicho periodo de tiempo, mientras que el 22% respondió que sí ha comprado.

De los encuestados, quienes respondieron que sí se han comprado un auto test, 45% y 25% pertenecen al sector ABC1 y C2 respectivamente. En tanto los grupos socioeconómicos C3 (20%) y D+E (15%) son quienes menos han comprado test de autodiagnóstico y, a su vez, quienes expresan mayor dificultad a la hora de utilizar estos test de antígenos; con un 18% para el grupo C3 y un 26% en el grupo D+E.

Por otro lado, en los grupos etarios ocurre un efecto similar donde los sectores menores de 50 años son quienes más han comprado este test (26%) y no les ha resultado difícil utilizarlo (solo 17% expresa que es complicado usarlo). Por el contrario, las personas entre 51 y 60 años y mayores de 61 años, son quienes presentan más complicaciones para su adecuada utilización, con un 28% y un 25%, respectivamente.

Frente a estos datos, la directora ejecutiva de CIPS, Paula Daza, sostiene a este medio que "tenemos que poner foco en la educación de las personas mayores, en cómo hacer que estos test puedan resultar más familiarizados en su uso, y por otro lado, los grupos ABC1 y C2 son los que más lo utilizan, por lo tanto, nos parece que el costo del examen termina siendo un factor relevante para que otros grupos no lo compren".

En esa línea, plantea que sería una buena opción que "el Estado facilite estos exámenes a los grupos de menores ingresos, ya se que se trata de un examen simple que se puede hacer en casa, y cuyo resultado está en 20 minutos".

Comportamiento tras los resultados


Dentro de la encuesta, también se indagó sobre el comportamiento de las personas tras sus resultados. El 81% dijo que tuvo resultado negativo en su prueba de autodiagnóstico de antígeno, mientras que 15% mencionó que el resultado le dio positivo y 4% inconcluso.

36% de quienes dieron resultado positivo en el test de antígenos, se hicieron un PCR para confirmar
Aquellos que tuvieron resultado positivo en el autodiagnóstico, el 53% de ellos realizó aislamiento de su familia y entorno, un 36% de los casos positivos se realizó PCR para confirmar y 28% hizo aislamiento parcial.

"Estos resultados muestran, por una parte, una conducta positiva de la ciudadanía al aislarse o chequear el diagnóstico con la prueba gold standard, que es la PCR. Sin embargo, llama la atención que 28% de quienes dieron positivo afirman que realizaron un aislamiento parcial, pudiendo ocasionar contagios con quienes estuvo cerca en los días de mayor virulencia. Por eso es importante educar sobre los pasos a seguir si este examen resulta positivo", agrega Daza.

Para aquellos cuyo resultado fue negativo en el auto testeo de antígenos, el 65% declaró no haber hecho nada. Un 19%, en cambio, se realizó un PCR para chequear el primer resultado.

"Las pruebas de antígeno tienen menos sensibilidad que el PCR, esto quiere decir que, aunque es poco frecuente, puede resultar negativa en personas que están infectadas. Hay que reforzar desde la educación la importancia de repetir la prueba de test de antígenos entre 24 a 48 horas", complementó.

Otra evaluación que se llevó a cabo, para aquellos que respondieron que realizaron un PCR luego de ver sus resultados del autodiagnóstico, es sobre el motivo por el cual se realizó un test.

El 52% de los encuestados declaró que lo hizo para tener seguridad del diagnóstico, mientras que 23% argumentó que lo hizo porque algún familiar dio positivo en un PCR. La tercera opción mencionada es que se realizaron un test PCR porque comenzaron con síntomas del virus (21%).
Recomendados Emol
Revisa el análisis de David Bravo sobre la última cifra de desempleo