EMOLTV

EE.UU. y Australia logran histórico acuerdo de libre comercio

Para que el pacto se concretara fueron necesarias dos semanas de arduas negociaciones, que estuvieron a punto de fracasar debido al interés de Australia en acceder a los mercados azucareros del país del norte.

08 de Febrero de 2004 | 22:11 | AFP
WASHINGTON.- Estados Unidos y Australia anunciaron hoy que llegaron a un acuerdo "histórico" de libre comercio tras dos semanas de ásperas negociaciones.

El Presidente George W. Bush saludó el acuerdo en una conversación telefónica con el Primer Ministro australiano, John Howard.

"El Presidente habló con el Primer Ministro (australiano) del acuerdo de libre comercio entre los dos países, y le dijo hasta qué punto pensaba que era un buen acuerdo2, declaró la portavoz presidencial Claire Buchan.

"Éste es el mayor recorte inmediato de aranceles industriales jamás alcanzado por un acuerdo de libre comercio de Estados Unidos, y los trabajadores manufactureros son los grandes ganadores", dijo el representante para el Comercio.

Con este acuerdo Australia tendrá de inmediato acceso al mercado estadounidense para casi todos los productos manufacturados y exportación de servicios, mejor acceso al sector agropecuario, obtendrá protección para los servicios de salud australiano y el medio ambiente, derecho a asegurar contenido local en la televisión australiana y podrá acceder sin impuestos a exportación de metales y minerales.

Mientras, Estados Unidos podrá exportar de inmediato sin arancel a Australia 99 por ciento de los productos manufactureros estadounidenses, obtendrá beneficios para el sector químico, automotriz, plástico y de tecnología de la información de Estados Unidos, y Australia abrirá acceso a servicios, incluyendo telecomunicaciones, correo expreso e informática, entre otros beneficios.

Las negociaciones tropezaron entre otras cosas con el rechazo de Estados Unidos a dar un amplio acceso a su mercado a los productos agrícolas australianos, un sector clave para Canberra, que estimaba que este acuerdo podría suponer un ingreso de alrededor de 3.120 millones de dólares estadounidenses a la economía australiana.

El poderoso sector agrícola estadounidense había afirmado en enero que un acuerdo de libre comercio con Australia podía suponer la pérdida de 21.000 empleos y 4.000 millones de dólares de ingresos únicamente en la industria de productos lácteos.

Para que el pacto se concretara fueron necesarias dos semanas de arduas negociaciones entre el ministro de Comercio australiano, Mark Vaile, y Zoellick, en las que Australia debió ceder en su aspiración de acceder a los mercados azucareros de Estados Unidos, que casi malogra el acuerdo.

"Antes de iniciar las negociaciones, hablé con el Primer Ministro y con Mark (Vaile) sobre nuestra imposibilidad de incluir el azúcar", declaró Zoellick.

La Cámara estadounidense de Comercio declaró que el acuerdo podría incrementar el Producto Interno Bruto (PIB) en más de 2.000 millones de dólares al año para 2006 y aumentar las exportaciones de Estados Unidos en 1.800 millones de dólares.

Australia estimó que, sin el sector azucarero, el pacto podría impulsar su economía en más de 1.500 millones de dólares anuales.