Gripe porcina: Preguntas y respuestas clave sobre la enfermedad que preocupa al mundo

¿Qué es? ¿Cómo se contagia? ¿Es posible prevenirla? Conozca aquí las respuestas a éstas y otras interrogantes.

27 de Abril de 2009 | 10:43 | El Mercurio Online / Agencias

El origen de la gripe porcina

SANTIAGO.- La aparición de la denominada gripe porcina ha generado preocupación en todos los países del mundo, cuyos gobiernos toman medidas para prevenir la expansión de la enfermedad.


En México, país donde la semana pasada fue detectado el virus, ya va más de un centenar de víctimas, y hoy España confirmó el primer caso de gripe porcina en suelo europeo.


A continuación podrá encontrar las respuestas a las principales interrogantes sobre la enfermedad, además de algunas recomendaciones para prevenir su contagio.


- ¿Qué es la gripe porcina?


Es una enfermedad respiratoria aguda altamente contagiosa que afecta a los cerdos y que es causada por uno de los varios virus de influenza tipo A que circulan en estos animales.


Los virus de la gripe porcina son comúnmente del subtipo H1N1, y aunque normalmente son específicos de ésa especie y solamente infectan cerdos, en algunas ocasiones logran pasar la barrera entre especies y causar enfermedad en humanos.


- ¿Qué tiene de especial el actual brote?


El actual brote de gripe porcina parece ser un virus "híbrido" que tiene componentes porcino, humano y aviar. Por esta razón, puede reunir la alta patogenicidad del aviar y la facilidad del humano para transmitirse de persona a persona.


Además, se trata de un virus nuevo, por lo que -según los científicos- se desconoce su comportamiento.


- ¿Cómo se produce el contagio?


Las personas usualmente adquieren la gripe porcina de cerdos que están infectados. De ahí el contagio es de persona a persona y se produce de la misma forma que la gripe estacional, es decir, cuando una persona tose o estornuda directamente sobre otra.


Hay que destacar que la OMS descartó que la gripe porcina pueda contraerse por comer carne de cerdo o sus derivados, siempre y cuando éstos hayan sido manipulados y cocinados de forma adecuada, es decir, a una temperatura interna de 71 grados Celsius.


- ¿Cuáles son los síntomas de la gripe porcina en las personas?


Los síntomas son similares a los de la gripe común: fiebre alta (de más de 38° Celsius); tos intensa; dolor de cabeza, músculos y articulaciones; falta de apetito; irritación de ojos; congestionamiento nasal; vómitos; diarrea y malestar general. Sin embargo, la asociación con una neumonía puede causar la muerte. Su período de incubación estimado es de 10 días.


- ¿Cómo se diagnostica?


Se realiza a través de un "examen clínico detallado", que incluye estudios de secreciones de nariz y laringe durante las primeras 24-72 horas, y de sangre para identificar anticuerpos.


-¿En qué consiste el tratamiento?


Para tratar la enfermedad se dispone de cuatro antivirales: amantadina, rimantadina, oseltamivir (Tamiflú) y zanamivir, aunque sólo dos de ellos (oseltamivir y zanamivir) parecen haber tenido éxito con la nueva cepa del virus. El tratamiento debe ser supervisado por un médico, ya que los antivirales son fórmulas "de uso delicado" y su aplicación errónea "no está exenta de efectos secundarios".


Sin embargo, la OMS destaca que muchos de los casos humanos de gripe porcina que han sido reportados previamente, se recuperaron completamente sin necesitar atención médica y sin usar medicamentos antivirales.


- ¿Es posible prevenirla?


Existen vacunas que se administran a los cerdos para la prevención de la gripe porcina. Sin embargo, para las personas no hay  y se desconoce si las vacunas actuales contra la influenza humana estacional pueden brindar alguna protección. Por esta razón, la OMS solicitó al grupo farmacéutico suizo Novartis que trabaje en el desarrollo de una vacuna contra el virus, lo cual podría demorar varios meses.


Según la OMS, es posible que muchas personas, especialmente aquellas que no tienen contacto regular con cerdos, no tengan inmunidad que los proteja contra la infección, de manera que si un virus de origen porcino consigue establecer una transmisión eficiente de persona a persona, podría causar una pandemia (epidemia mundial).


Por el momento, la OMS no ha recomendado que se restrinjan los viajes a las zonas de riesgo (México). Sin embargo, los viajeros que se dirijan a éstas deben seguir una serie de medidas de prevención: lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón; cubrirse con un pañuelo desechable la nariz y la boca al toser o estornudar; evitar tocarse los ojos, la nariz o la boca; usar tapabocas; no saludar ni de beso ni de mano; no compartir alimentos, cubiertos ni vasos; ventilar las casas y oficinas; permitir la entrada de luz solar; mantener limpias las cubiertas de cocina y baño, y los artículos de uso común, como teléfonos, juguetes, etc.

EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores