EmolTV

Analistas no descartan que cobre rompa precio histórico y advierten posible presión inflacionaria por alza de commodities

El metal rojo superó ayer la barrera de los US$4 la libra, alcanzando su mayor nivel desde septiembre de 2011, en pleno "súper ciclo".

23 de Febrero de 2021 | 08:00 | Por Tomás Molina J., Emol
El Mercurio
El cobre ya rompió la barrera de los US$4 la libra y, de acuerdo con los analistas, seguramente irá por más.

El metal rojo saltó casi 3% ayer en la Bolsa de Metales de Londres y escaló a su mayor nivel desde septiembre de 2011, cuando vivía su súper ciclo, aquel que varios expertos han recordado en medio del fuerte rally alcista por el que pasa el commodity.

El optimismo de los mercados en torno al proceso de vacunación en el mundo, una menor oferta producto de la baja en producción en 2020 en algunos países mineros y la rápida recuperación de la economía China -que consume el 52% del cobre mundial-, son parte de los factores que están impulsando al principal producto de exportación nacional.

Aún hay dudas respecto a cuánto se extenderá la racha, pero en lo que sí hay un cierto consenso es que, al menos en el corto plazo, el cobre seguirá rompiendo marcas y no se descarta que incluso vaya por su máximo histórico y supere los US$4,6031 la libra anotados el 14 de febrero de 2011.

Según Arturo Frei, gerente general de Renta4, lo anterior "no se puede descartar", ya que el cobre actualmente estaría funcionando "tanto como activo refugio -algo así como el nuevo oro- y también como activo de riesgo, dependiendo de la actividad económica mundial, por lo que no nos extrañaría ver al cobre marcando máximos en US$4,6".

Para Daniela Desormeaux, directora de estudios de Vantaz Group, "es muy complejo proyectar precios de commodities, ya que, en el caso del cobre, su precio no sólo depende de sus fundamentos (oferta y demanda), sino que también de las expectativas con respecto a las tasas de interés, evolución del dólar, etc.".

"El tema es cuán sostenible son estos precios en el tiempo, y si efectivamente estamos hablando de un ciclo de corto plazo o de un cambio en tendencia. Mientras los fundamentos se mantengan sólidos, tanto en el corto plazo (crecimiento económico) como en el mediano-largo plazo (crecimiento más desarrollo de energías renovables y electromovilidad), y la oferta continúe rezagada, seguiremos viendo presión al alza en los precios", recalcó.

Mientras que Sergio Rivadeneira, jefe de ventas Chile de Capitaria, sostuvo que "efectivamente" existen algunos factores que podrían llevar al precio del cobre a un máximo histórico, ya que "China continúa comprando cobre", además de que "la demanda para uso de energías limpias, electromovilidad, entre otras, sigue aumentando, y por otro lado, la industria minera no ha invertido como lo venía haciendo hace una década, limitando la oferta".

¿Estamos en un súper ciclo?

De hecho, dada las favorables condiciones para que el cobre siga escalando, Rivadeneira aseguró que su siguiente objetivo es llegar a "los US$4,25 la libra". De todas formas, afirmó que aún no hablaría de un "súper ciclo, ya que puede ser algo más estacionario".

"La pandemia ha llevado a los gobiernos del mundo a implementar medidas de estímulos fiscales y monetarios de una magnitud nunca antes vista, lo que debilita al dólar a nivel global y apoya esta alza en materias primas como el cobre. La altísima liquidez debido a los estímulos fortalece las acciones, países emergentes y materias primas como el cobre", señaló.

"Creo que es un tanto anticipado saber si estamos en la presencia de un súper ciclo. Un super ciclo se caracteriza por un alza transversal y permanente en el precio de los commodities. El super ciclo anterior duró casi diez años".

Daniela Desormeaux
Visión similar a la que expresó Desormeaux: "Creo que es un tanto anticipado saber si estamos en la presencia de un súper ciclo. Un súper ciclo se caracteriza por un alza transversal y permanente en el precio de los commodities. El súper ciclo anterior duró casi diez años", explicó. "Lo que sí vemos", continuó, "es que estamos evidenciando un ciclo favorable".

Por su parte, Frei, de Renta4, indicó que iniciar un nuevo súper ciclo dependerá "principalmente de las políticas de los bancos centrales y del crecimiento de China, los cuales no parecen cambiar el rumbo y por ende podemos seguir viendo subir el precio del cobre. Además, mientras EE.UU. continúe perdiendo peso a nivel global, el dólar seguirá debilitándose haciéndose las materias primas más baratas en los mercados internacionales".

¿Presión inflacionaria?

El cobre no es el único commodity que se fortalece en el mundo, y es que es una tendencia que se está observando en otras materias primas. Por ello, surgen dudas respecto a si este fenómeno podría encarecer los productos finales, a base de materias primeras, que Chile importa, como maquinaría o tecnología, restándole, eventualmente, fuerza a los ingresos adquiridos por la racha del metal rojo.

"Eventualmente podrían observarse presiones inflacionarias", dijo Desormeaux, pero aquello "va a depender mucho de cómo evolucione el precio del petróleo, el tipo de cambio, y de cómo se manejen estas presiones desde el punto de vista de la política económica".

"Seguramente llegará la inflación a los precios finales que dependen de materias primas, tanto por precios como por el menor dinamismo de la economía global".

Arturo Frei
"Estamos aún inmersos en una crisis económica producto de la pandemia, y los procesos de recuperación generalmente conllevan alzas de precios cuando la demanda se recupera más rápido que la oferta, que es la situación que ha ocurrido con los commodities", resaltó la analista.

A su vez, Frei comentó que "seguramente llegará la inflación a los precios finales que dependen de materias primas, tanto por precios como por el menor dinamismo de la economía global".

Por último, Rivadeneira, de Capitaria, dijo que "podríamos ver un aumento en algunos productos importados, pero no en gran magnitud ya que se ve compensando con una baja en el dólar en nuestro país, por lo que no esperamos un mayor riesgo en esta materia".

"El aumento del cobre trae consigo mayores ingresos fiscales, un crecimiento más dinámico y una inflación controlada. Para evitar perder poder adquisitivo lo recomendable sería que el Gobierno intentara ahorrar más colocando los recursos en los fondos soberanos, pagar la deuda y equilibrar el Presupuesto", concluyó.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
Recomendados Emol
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores