José Sarney, el hombre que quería hacer la COP25 en Brasil: "Tengo miedo del discurso de delegación de Bolsonaro en Chile"

Ex ministro de Medio Ambiente durante dos administraciones, el actual secretario de la cartera en Brasilia lamenta que la cumbre no se realice en su país, luego de haber hecho todas las gestiones para que así fuera.

21 de Septiembre de 2019 | 08:04 | Por Ramón Jara A., enviado especial a Brasil
O Globo, GDA
Caminar por Brasilia al mediodía puede ser un sacrificio para quienes no están acostumbrados al clima profundamente seco que azota a la capital brasileña en esta época. Los 32 grados de calor y la casi nula sombra se sienten y golpean a todo aquel que necesite moverse por sus calles. No obstante, sus habitantes están acostumbrados.

Uno de ellos es José Sarney Filho, político de vasta experiencia en el gigante sudamericano, hijo del ex Presidente José Sarney y quien fuera ministro de Medio Ambiente durante los gobiernos de Fernando Henrique Cardoso (entre 1995 y 2002) y Michel Temer (entre 2016 y 2018). Actualmente, es secretario de Medio Ambiente en el Distrito Federal de Brasilia, por lo que la crisis en la Amazonía no le es indiferente.

De eso, y más, habló con Emol en su oficina, en un momento donde Brasil está en el ojo de la opinión pública internacional y la figura del Presidente Jair Bolsonaro y su gestión en materia medioambiental ha sido cuestionada por varios sectores tanto en el país sudamericano como en el resto del mundo, a días de que defienda su postura ante la ONU.

-¿Es Bolsonaro responsable del aumento de los incendios forestales en la Amazonía, como lo han dicho algunos críticos?
"Él es responsable del aumento de los incendios, sin dudas, porque tienen una relación directa con la deforestación. Desde la elección presidencial, él ha dado señales claras de que la protección del bosque y el comando de control no es importante. Entonces, cuando usted habla hoy de la deforestación, entonces él disminuye recursos al comando de control".

"Cuando el Gobierno dice que que Ibama (órgano estatal fiscalizador) es una industria, cuando él (Bolsonaro) dice que va a crear una comisión para ver las multas, cuando ataca tierras indígenas, unidades de conservación... él colabora con la deforestación, y los incendios en la Amazonía son consecuencia de la deforestación".

-Él responsabilizó a las ONGs
"Es un episodio completo. Falta de consenso. Es la forma en que el Presidente conduce la política, una política de confrontación. Él tiene que buscar siempre un enemigo. En el caso del medio ambiente, el enemigo son las ONGs, son los indígenas, son los quilombolas, son aquellos que tienen conocimiento tradicional sobre nuestra biodiversidad. En fin, es una visión equivocada, atrasada y que trae consecuencias muy graves para el mundo, ya que estamos viviendo una crisis climática y la Amazonía tiene un papel importante como estabilizadora de esa emergencia climática".

-Usted también tuvo problemas con las ONGs cuando fue ministro...
"Es algo natural. Yo fui ministro dos veces. La primera vez como ministro, tomé la Amazonía con una deforestación muy alta, y fue ahí que conseguimos consolidar una serie de propuestas (...) y creamos también muchas unidades de conservación en tierras indígenas ante la deforestación para proteger la frontera agrícola. Y de cierta forma esa política tuvo un seguimiento a lo largo de los años y se fue consolidando y básicamente la deforestación cayó drásticamente".

"Ahora, al final del gobierno de Dilma (Rousseff) en los dos últimos años, nosotros tuvimos una tendencia de aumento por faltas de recursos ambientales, pero hubo una preocupación. Bolsonaro en tanto enflaquece el comando de control (...) cuanto materialmente él desmoraliza toda una construcción de protección que fue creada por tierras indígenas, unidades de conservación, bosques nacionales (...) él apenas da un tiempo para que las políticas públicas enfocadas en la sustentabilidad puedan ser implementadas, y son políticas que valorizan el bosque interno".

"También, no es una novedad y lo estamos aprendiendo con el Gobierno actual, que la Amazonía tiene en sí todo el derecho de cobrar por los servicios ambientales, y esos recursos servirían para un modelo de desenvolvimiento adecuado con la sustentabilidad, no un modelo tradicional de derrumbe, quema y pasto, ese es el principal problema de la Amazonía".

-Bolsonaro dice que este problema siempre ha existido y que, ahora porque está él en el Gobierno, aumentaron los cuestionamientos, pero él dice que con Lula o con Dilma siempre estuvo ese problema...
2las veces que Sarney Filho ha sido ministro de Medio Ambiente
"El problema, como él dice, siempre ha existido, lo que se diferencia es la manera como se está enfrentando este problema. A lo largo de todos estos años, los gobiernos demostraron que tienen preocupación por el medio ambiente, por la Amazonia, por los servicios ambientales que presta la Amazonía, pero ahora con Bolsonaro no. Él ha dicho claramente que la Amazonía debe ser explorada, las tierras indígenas deben ser exploradas, apoya las mineras, plantar soja, abrir pasos, es una visión completamente equivocada y perjudicial para el país.

Ahora, a nivel internacional Bolsonaro también ha tenido confrontaciones con Macron, Noruega, Alemania, etc. ¿Eso tampoco favorece a Brasil?
Sí, es evidente. Bolsonaro tiene como gran título "el Trump brasileño", sólo que Trump tiene la economía más pujante del mundo y Brasil es un país que busca desarrollarse.

- ¿Y cómo ve al Presidente Sebastián Piñera como intermediario en este conflicto internacional?
"Lo veo con muy buenos ojos, porque es un país latinoamericano, quita esa gestión de tentativa de ataque a la soberanía que se discutió en otros casos. No recae sobre Chile ningún tipo de responsabilidad de que ese discurso prospere, y Chile es un país serio y creo que tiene todas las condiciones de ayudar, de ser un intermediario".

"Es hora de que el Gobierno de Bolsonaro se sensibilice con esas gestiones".

COP 25

Apenas se le pregunta por la realización de la COP25 -que preliminarmente se iba a celebrar en Brasil, pero el Gobierno de Bolsonaro declinó su organización- Sarney Filho interrumpe. Es un tema que le interesa, sobre todo porque él como ministro impulsó que se hiciera en su país. "Yo la traje", afirma.

- ¿Y qué piensa de eso? De que la COP 25 no se haga en Brasil
"Puedo hablar porque yo propuse traer la COP, y una de las cosas que fortalecieron mucho mi idea fue que Brasil, que ya era un protagonista en la cuestión medioambiental, asumiera un papel de liderazgo importante a nivel global".

"Entonces, la idea era, con la venida aquí de la COP, de consolidar y ayudar a propagar la cuestión de la sustentabilidad. Y también yo desconocía la posibilidad de que Bolsonaro fuera presidente. Hubiera sido una vergüenza para él no hacer una política adecuada cuando todo el mundo estuviera aquí en Brasil".

"Infelizmente, no se hará la COP aquí, mal por Brasil, pero es coherente con la política adoptada por el Gobierno, es una política que no es ambiental".

- ¿Usted espera que en la COP25 Brasil asista con una delegación importante y que el tema de la Amazonía se discuta ahí?
"En las otras COP, incluyendo la última a la que fui, llevábamos más de 500 personas, abríamos acreditaciones para todo el mundo: sociedad civil, ciencia, academia, prensa, medios alternativos, en fin. Y ahora sé que sólo irá gente del Gobierno. Habrá que ver quiénes van".

"Y tengo mucho miedo de que la delegación de Brasil vaya con un discurso completamente contrario de lo que han sido últimamente nuestras acciones. Tengo mucho miedo de que eso ocurra. Tenemos un discurso agresivo, de disputa, que no es el adecuado y no es la visión que el resto tenemos de la emergencia climática".

-Volviendo al tema de soberanía nacional, que es el discurso fuerte de Bolsonaro. Piñera, cuando vino a Brasilia, también intentó hablar sobre ese tema, él dijo que ayudaría a Brasil pero respetaría su soberanía nacional ¿Qué opina usted sobre ese discurso?
"Primero, en un mundo con crisis climática, la Amazonía gana una importancia muy grande, y por eso mismo los ojos del mundo están volcados en la Amazonía. La Amazonía, si corre en riesgo, daña la soberanía nacional brasileña. Veo una percepción internacional que de cierta forma Bolsonaro empezó a crear de que Brasil está destruyendo el bioma amazónico".

"Entonces, mi posición sobre eso es, cuanto más protegemos, cuanto más nos desenvolvemos sustentablemente con la economía forestal, más fuerte será la soberanía de Brasil. Mientras menos protección y más descuido, más abandono de la soberanía vamos a tener".

-Ahora, ¿qué podría ocurrir a futuro si Bolsonaro mantiene este discurso y esta política?
"Estamos esperando, porque después de esa reacción internacional, nacional, sobre la política del medio ambiente del Gobierno de Bolsonaro, claramente él dio demostraciones de que sintió un golpe. Él tomó una serie de medidas, un poco tardías, pero que son las medidas adecuadas, en el combate a los incendios forestales y la deforestación".

"Vamos a esperar si tras esto, en su discurso que dará ante la ONU va a presentar este argumento o considerará un cambio de postura. Aún no se sabe. Deseo mucho de que se realice ese cambio, pero no estoy convencido en que se hará".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores