La sorpresiva salida de Desbordes de la "primera línea" y su llegada a Defensa que desactiva la pugna con Allamand

El ex timonel y ex diputado de RN había expresado posiciones que no generaban consenso al interior de la coalición, teniendo un estilo de conducción que agitaba las aguas en Chile Vamos y en su partido.

29 de Julio de 2020 | 10:17 | Por María Cristina Romero, Emol

El nuevo ministro de Defensa, Mario Desbordes.

Las Últimas Noticias
SANTIAGO.- Su nombre había sonado otras veces para integrar el gabinete, pero esta vez muchos lo creían una opción poco probable. Es que Mario Desbordes no sólo había anunciado que repostularía a la presidencia de RN, sino que además había mostrado interés en ser nuevamente diputado o bien saltar al Senado, incluso algunos lo veían como una posible carta presidencial.

Pero fuera de todos los pronósticos y para la sorpresa de muchos, finalmente Desbordes fue designado como nuevo ministro de Defensa, en reemplazo de Alberto Espina.

De este modo, se sumó a un equipo con el que el Presidente Sebastián Piñera, quiere dar vuelta la página para construir una nueva relación con Chile Vamos y poder abordar los desafíos por lo que resta de su administración.

El estilo Desbordes

La conducción del diputado había agitado las aguas en Chile Vamos y también en Renovación, es que ya desde antes del estallido social de octubre pasado, el ex parlamentario demostraba tener una sintonía distinta con varios temas, expresando opiniones en materia tributaria y de pensiones que le significaron varias críticas.

De hecho, fue el primero en abrirse a analizar el retiro del 10% de los fondos de las AFP, como "última alternativa" para ir en ayuda de la clase media, medida que más tarde fue despachada del Congreso gracias a los votos de diputados y senadores de Chile Vamos, pese a los esfuerzos del Gobierno para que el proyecto no prosperara.

Por esa y otras posturas, es que en el oficialismo hubo quienes apuntaban a él como "díscolo", mientras que otros destacaban su realismo político.

Esta última cualidad, dicen, se vio reflejada en el rol clave en las negociaciones que concluyeron con un histórico acuerdo para una nueva Constitución, convirtiéndose a su vez en uno de los liderazgos mejor evaluados al momento de enfrentar esa emergencia.

De ahí fue subiendo en las encuestas, y en su rol de presidente de partido además se volvió una de las figuras preferidas de los matinales y distintos programas de entrevistas, estando siempre vigente con sus planteamientos.

La pugna con Allamand

Entre sus detractores en RN destacaban el ex presidente de la colectividad Carlos Larraín y el senador Andrés Allamand, este último estaba promoviendo además la articulación de una lista que compitiera por la conducción del partido, acusando que Desbordes estaba llevando al partido hacia la "izquierda".

La tensión entre ambos había subido en los últimos días durante la discusión del retiro del 10% de las AFP, dejando en evidencia aún más las diferencias entre ambos y complejizando no sólo la convivencia en la tienda de Antonio Varas, sino que además la relación en el oficialismo.

Es por ello que en Palacio, señalan, que la inclusión de Desbordes en el gabinete, junto a la llega de Allamand a Cancillería, es una forma para desactivar el conflicto entre ambos y alinear al partido detrás del Ejecutivo. Los dos serán ahora parte del misma administración, por lo que tendrán que dejar de lado las diferencias.

"Desde hace varias semanas hemos manifestados que vamos a trabajar unidos en lo que viene como coalición. Hubo diferencias, eso no está en discusión, entre el senador Allamand y el diputado Desbordes, pero le puedo asegurar que no hay ninguna diferencia entre el ministro Allamand y el ministro Desbordes", expresó ayer Desbordes, tras la ceremonia de cambio de gabinete en La Moneda.

Asimismo, en el bloque afirman que con esto el ex diputado saldrá de "la primera línea", al instalarse en un ministerio de más bajo perfil y tal vez, de menor proyección política para él. Cargo, no obstante, en su entorno dicen siempre vio con buenos ojos y con respeto.

Sobre sus motivos para aceptar el puesto, Desbordes explicó ayer en un mensaje a sus cercanos que si bien lo "más fácil" era seguir como presidente de partido y buscar sus propios caminos, también reconoció que "es difícil decirle que no al Presidente, pero es imposible hacerlo en momentos de crisis", agregando que asumía feliz "un cargo precioso".

"Me parece que en particular la salida de Desbordes del Congreso y la llegada al Gobierno, buscan de alguna manera anular liderazgos que han incomodado al Gobierno y la coalición durante este periodo (...) Yo creo que, sin duda, esto busca acallar, neutralizar, anular, a un díscolo, a una figura que incomoda al interior del Gobierno y de la coalición, yo espero que no ceda a esas presiones", opinó la presidenta de RD, Catalina Pérez, en Canal 24 Horas.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores